La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Un lugar con buen talante y pluralidad democrática donde se debate lo más relevante de la política y la actualidad nacional e internacional.

Imagen

Avatar de Usuario
Invitado

La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Invitado » Sab 29 Abr, 2017 5:38 pm

Imagen


"Perded la esperanza. Solo saldréis de aquí por la chimenea del crematorio"

El periodista Carlos Hernández publica 'Deportado 4443', una obra que recoge la historia de los españoles presos en el campo de concentración de Mauthausen a través de la visión del preso Antonio Hernández.

Más de 9.300 españoles estuvieron presos en campos de concentración nazis. Casi todos lo estuvieron en Mauthausen, aunque también hubo españoles en Gusen, Dachau, Buchenwald, Ravensbrück y hasta Auschwitz. De esos 9.328, fallecieron 5.519 presos. Fueron españoles que lucharon por la libertad de España y de Europa y que sufrieron en primera persona la barbarie nazi. Sin embargo,aquellos republicanos fueron los únicos prisioneros de los campos de concentración para los que la libertad no fue completa. "Los soviéticos se iban a Rusia, los franceses a Francia y los españoles nos quedamos allí, solos. Nadie nos quería, así que nos quedamos un mes en Mauthausen", relató el preso Jose Alcubierre.

El sufrimiento de estos republicanos cayó en el olvido de la historia y mucho más en un Estado, como el español, enfermo de amnesia. Para recuperar su historia y honrar su memoria, el periodista Carlos Hernández publicó en 2015 la obra Los últimos españoles de Mauthausen (Ediciones B). Sin embargo, Hernández sabía que este esfuerzo no era suficiente para dar a conocer la historia de estos luchadores.

"Los soviéticos se iban a Rusia, los franceses a Francia y los españoles nos quedamos allí, solos. Nadie nos quería, así que nos quedamos un mes en Mauthausen", relató el preso Jose Alcubierre.
Así, el periodista creó un perfil en Twitter del deportado 4443 del campo de Mauthausen, de nombre Antonio Hernández, y comenzó a retransmitir en primera persona el horror de los campos nazis. La cuenta de Twitter rápidamente se convirtió en eso que hoy día llaman viral y la historia de Hernández comenzó a llegar a más gente. La historia del tío abuelo del periodista y de sus compañeros de campo de concentración por fin llegaba al gran público. Primer objetivo cumplido.

Ahora, cuando se cumplen dos años de la publicación de Los últimos de Mauthausen, Hernández publica Deportado 4443. Sus tuits ilustrados (Ediciones B), una obra que recoge el relato realizado a través de la cuenta de Twitter Deportado 4443 junto a las ilustraciones de Ioannes Ensis. "Todo lo que se muestra en estas páginas se basa en el testimonio de los poco supervivientes y en las pruebas documentales existentes", señala Carlos Hernández, que anuncia que la obra será presentada públicamente el próximo 3 de mayo.

A través de las imágenes y del texto el lector puede seguir casi minuto a minuto la realidad de los españoles que estuvieron presos en los campos de concentración. Desde la llegada a los mismos, las primeras muertes, los trabajos forzados, la brutalidad de los guardias de la SS o, incluso, los escasos minutos de diversión como el partido de fútbol que los presos españoles ganaron a los polacos por 7 goles a 4.

"Perded la esperanza. Solo saldréis de aquí por la chimenea del crematorio", decían los agentes de la SS a los presos republicanos. Sin embargo, se equivocaban. La obra también recoge la ilusión que conquistó los campos de concentración con la llegada de los soldados americanos. Los españoles esperaban impacientes la orden de liberar España. Sin embargo, esa orden nunca llegó. Es más, todos los presos regresaron a sus países de origen... menos los españoles. A los españoles les habían robado tres años y medio de su vida... pero también su país.

Así lo contó el propio Antonio Hernández bien entrada la década de los 80: "No quiso quedarme [en España]. No reconocía aquella España gris, pobre, asustada y domesticada por el látigo de los vencedores. Una España que sigue dándonos la espalda ahora que ha regresado la democracia. Francia nos considera héroes pero nuestra patria nos mantiene en el olvido. (...) Pero quién sabe... Quizás algún día España conozca la verdad".

No cabe duda de que después del excelente trabajo del periodista Carlos Hernández, el objetivo último del deportado 4443 está hoy más cerca que ayer. Cada vez son más los españoles que saben que tienen una cuenta pendiente con aquellos republicanos que sacrificaron su vida por la libertad de España... y de Europa.

Avatar de Usuario
Invitado

crímenes del comunismo

Mensajepor Invitado » Sab 29 Abr, 2017 5:59 pm

Invitado escribió:Mejor aliarse con Stalin .... :pinocho:

Imagen


JIMÉNEZ LOSANTOS para víctimas de la LOGSE: Las masacres del comunismo


Federico Jiménez Losantos comenta los mayores crímenes del comunismo

Avatar de Usuario
Invitado

La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Invitado » Mar 02 May, 2017 8:57 pm



Corral recuerda a la izquierda la cifra de niños asesinados en Paracuellos

La izquierda continúa con su discurso sectario sobre la memoria histórica, un argumento comprado por el Partido Popular de Mariano Rajoy.

Sin embargo, existe un concejal en Madrid de la formación azul que ha decidido darle la batalla con datos. Pedro Corral mantuvo una discusión con una tuitera, después de que este señalara que la mayoría de personas fusiladas por los republicanos en Paracuellos eran golpistas.

El concejal, ante la mentira de esta usuaria, le recordó el número de niños asesinados por la izquierda en Paracuellos del Jarama.


Avatar de Usuario
Invitado

El fraude del Guernica

Mensajepor Invitado » Dom 07 May, 2017 6:07 pm



El "Guernica" fue un cuadro pintado para exaltar la fiesta de los toros que Picasso revendió a la República.

El valenciano José Mª Sánchez Roda, responsable del Tesoro Artístico en la II República, desvela el origen de la obra.

El "Guernica" de Picasso fue pintado con otro título en 1935 por encargo de una institución cultural mejicana para exaltar la fiesta de los toros. Los autores del encargo no pagaron a Picasso la cantidad estipulada y el pintor malagueño revendió el cuadro al Gobierno español para participar en 1937 en el Pabellón de la República en París. El presidente de la Junta del Tesoro Artístico Nacional durante la II República, el valenciano José María Sánchez Roda, asegura que entre los miembros de este organismo fue muy comentado el "rostro" del pintor, aunque no se adoptó ninguna medida. Después el cuadro se convirtió en un mito y todos guardaron silencio.


José Sierra - Valencia 4/9/1997 (El Mercantil Valenciano)

Imagen
José María Sánchez Roda, presidente de la Junta del Tesoro Artístico Nacional durante la II República en 1937, ha calificado el Guernika como "una de las mayores mentiras de nuestra época" al desvelar que Picasso se limitó a entregar al Gobierno republicano una obra realizada con anterioridad por encargo de una institución cultural mejicana.

Nacido en 1905 en Requena, José María Sánchez Roda pasó en pocos años de presidir el PSOE local en Utiel, donde trabajaba como ferroviario, a ser diputado provincial de Cultura entre 1936 y 1938 y a presidente de la Junta Delegada del Tesoro Artístico Nacional cuando el Gobierno de la II República se instaló en Valencia.

Él intervino directamente en el encargo del cuadro a Picasso y jugó también un papel destacado en la recuperación y protección de obras de arte que estaban siendo expoliadas por grupos incontrolados. Bajo su custodia personal permanecieron prácticamente hasta finalizar la guerra obras como Las Meninas y los Borrachos de Velázquez en el ala derecha de las Torres de Serranos de Valencia.


A sus 92 años, Sánchez Roda ha decidido romper su silencio sobre el Guernica en un libro sobre la II República en la comarca de Requena-Utiel que está elaborando el concejal socialista del Ayuntamiento de Requena Salvador Alcaraz.

Según el relato de José María Sánchez Roda, una entidad cultural mejicana encargó a Pablo Picasso la realización de un cuadro mural sobre la fiesta de los toros. "Poco antes de que comenzara la guerra, en 1935, se le encargó básicamente que pintara una corrida, con toros, caballos, sangre, espadas, sol, gente eufórica, etc; todos elllos elementos muy genuinos de la fiesta."

ImagenEl gran "rostro" de Pablo Picasso
Sánchez Roda no recuerda el nombre de la institución mejicana que realizó el encargo, lo que ha impedido a Salvador Alcaraz profundizar en estas revelaciones, aunque el testimonio del antiguo presidente de la Junta del Tesoro Artístico Nacional es rotundo y no ofrece dudas: "Por razones que desconozco, los mejicanos no liquidaron el importe pactado por al obra. Picasso guardó el cuadro y se olvidó de él. Cuando el Gobierno de la II República le encargaba la realización de un cuadro alegórico al bombardeo de Guernica por la aviación nazi, el pintor hizo un collage con los materiales del cuadro que no vendió, hizo pequeños retoques y compuso la famosa obra pictórica."

Silencio sobre el mito

Alcaraz, que el pasado 7 de agosto mantuvo una larga reunió con Sánchez Roda en presencia del actual concejal de Cultura del Ayuntamiento de Requena y sobrino del político socialista Julián Sánchez, asegura que la utilización de un cuadro anterior para componer el Guernica no pasó desapercibida para los miembros de la Junta Delegada del Tesoro Artístico, aunque entonces el cuadro no tenía la transcendencia histórica que tuvo después. Sánchez Roda manifestó durante la entrevista que los miembros de la Junta, entre los que figuraba Josep Renau como director general de Bellas Artes, comentaron entonces el "rostro" del artista, aunque optaron por el silencio y respetaron la obra del pintor malagueño.

Con el final del régimen de Franco y el regreso del Guernica hubo una oportunidad de hablar, pero para entonces el cuadro era ya un "mito" y el símbolo de la restauración democrática en España y Sánchez Roda, profundo demócrata, no quiso "aguar la fiesta" que supuso el regreso del cuadro.

Avatar de Usuario
Invitado

El cuento del Guernica

Mensajepor Invitado » Dom 07 May, 2017 7:00 pm

El Guernica de Picasso nada tiene que ver con el bombardeo de Guernica.

(...)

Cuando se expuso el cuadro en París no tenía título ni estaba firmado. Se le conocía como: “Gritos de niños, gritos de mujeres, gritos de pájaros…”, era el lema del cuadro. Un poema de escritura automática de Pablo Picasso, para los aguafuertes de “Sueños y mentiras de Franco” aparece escrito:gritos de niños gritos de mujeres gritos de pájaros gritos de flores gritos de maderas y de piedras gritos de ladrillos gritos de muebles de camas de sillas de cazuelas de gatos y de papeles gritos de olores que se aranan gritos de humo…


¿Cuándo y cómo se le bautizó como Guernica?

Como no gustaba el cuadro instalado ya en el pabellón, el público europeo le daba la espalda, porque el tema era sangriento y Europa se encontrada en vísperas de un desastre mundial; ante este malestar general, el pintor guipuzcoano Julián Tellaeche Aldasoro y un puñado de políticos también vascos pidieron que se sustituyera el cuadro por otro de Aurelio Arteta, un tríptico sobre la guerra civil (según Joaquín de la Puente, p. 80 de su libro Guernica). Esto lo cuenta el escritor Manuel Llano Gorostiza. Como no consiguieron tal sustitución, los responsables políticos del pabellón español se vieron obligados a reinterpretar el tema del gran lienzo-mural, y lo relacionaron con el bombardeo de la ciudad vizcaína Guernica, que había ocurrido por la misma fecha de la ejecución del cuadro.

El cuadro no gustaba, daba una bofetada al espectador, fue rechazado de lleno por los visitantes deslumbrados por los progresos tecnológicos expuestos en otros pabellones (44 países participaron), tuvo malas críticas y apenas salía en los catálogos mensuales.

Ahora, pasados 70 años del inicio de la guerra, parece como si el único bombardeo, de una y de otra parte de los bandos enfrentados, sólo hubiera ocurrido en la ciudad vizcaína. Los hubo en todas partes: Málaga, Córdoba, Jaén, Belchite, Alicante y un largo etcétera. Si prestamos atención al Guernica vemos que no hay nada que identifique a la ciudad vasca homónima: no hay aviones, no está el roble milenario, ni bombas, ni chapelas, lo más parecido es una mujer que huye de las llamas o el niño muerto en brazos de su madre. Lo que sí debemos tener en cuenta es que este cuadro es un cuadro de crueldad y de símbolo general de la guerra y manifiesto contra todas las guerras, por eso es gris, blanco, negro y algunos tonos azules, colores del luto y dolor, es una denuncia contra la violencia innata del propio hombre y las guerras. Y por eso se ha usado como símbolo de No a la Guerra.

(...)

Es evidente que el Guernica es un título de oportunismo político, que nada tiene que ver con el bombardeo y ametrallamiento de la ciudad vasca.

https://laverdadofende.wordpress.com/20 ... -guernica/

Avatar de Usuario
Assia
de Melbourne
de Melbourne
Mensajes: 16850
Registrado: Mar 29 Dic, 2015 2:19 am
Flag: Australia

Re: La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Assia » Lun 08 May, 2017 12:59 am

EL GUERNICA lo vimos a mediado del pasado mes de Abril en el MUSEO de la Reina Sofia en Madrid. Invitado ha detallado muy bien ese cuadro. No obstante, siempre he leido que fue Azana el que pago a Picasso por el lienzo para que pintara el bombardeo de los Nazis en Guernica 1 dia en que muchos ciudadanos de esa ciudad vasca acudian al Mercado.
Assia

Avatar de Usuario
Invitado

La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Invitado » Mar 09 May, 2017 12:37 am



VÍCTIMAS DEL FRANQUISMO
Segundo intento para encontrar la fosa de Timoteo Mendieta

Una juez argentina ordena atender la petición de una anciana de 91 años para dar a su padre, fusilado en 1939, un entierro digno


El equipo de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) empieza este martes el segundo intento de localizar, en una fosa común en el cementerio de Guadalajara, los restos de Timoteo Mendieta, carnicero y presidente de UGT en su pueblo, Sacedón, que fue fusilado el 15 de noviembre de 1939. Su hija, Ascensión, de 91 años, lleva toda la vida buscándolo para darle una digna sepultura. Los 88 los cumplió en 2013 a bordo de un avión en el que viajó a Buenos Aires para pedirle a la juez argentina que investiga los crímenes de franquismo, María Servini de Cubría, que la ayudara. La orden de apertura de la fosa que empieza a abrirse este martes se ha dictado a 10.000 kilómetros del lugar del crimen.

Este es el segundo intento porque los arqueólogos ya trataron de localizar los restos de Timoteo en enero de 2016 en la fosa común del cementerio de Guadalajara donde, según todos los documentos, había sido enterrado el padre de Ascensión. Los expertos recuperaron los restos de diez personas que estaban en la misma lista que Timoteo, pero tas realizar los análisis de ADN se comprobó que ninguno era él. La nueva búsqueda arranca este martes a las 9 de la mañana en presencia del juez de Guadalajara que ha recibido el exhorto de la magistrada argentina para abrir la fosa, según ha indicado la ARMH. El equipo cree que Timoteo pudo haber sido arrojado a otra fosa común próxima en la que fueron arrojados otros dos cadáveres el mismo día. Diez familias más creen que también pueden tener represaliados en esas fosas y la asociación se ha comprometido a buscarlos.

Pese a la orden judicial, será la ARMH quien correrá con todos los gastos, como ya hizo en enero de 2016. El Gobierno de Mariano Rajoy ha eliminado las ayudas previstas en la ley de memoria histórica para la exhumaciones así que la asociación sufraga estos trabajos gracias a donaciones como la de un sindicato de electricistas noruego conmovido por el desamparo de las víctimas del franquismo en España o el premio ALBA que recibieron en EEUU. Las fosas de la Guerra Civil española se abren con dólares.

"Yo quiero que me entierren con él", repite Ascensión cada vez que le preguntan por qué sigue buscando a su padre. No quiere que esté en el mismo lugar en el que lo arrojaron los asesinos. Quiere poner una placa con su nombre y apellidos y hacerle un funeral. "¿Quién no entiende eso?", pregunta siempre.



En enero de 2016, en la fosa común del cementerio de Guadalajara donde, según todos los documentos, había sido enterrado el padre de Ascensión, los expertos recuperaron los restos de diez personas que estaban en la misma lista que Timoteo, pero tras realizar los análisis de ADN se comprobó que ninguno era él.

Avatar de Usuario
Invitado

La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Invitado » Jue 11 May, 2017 1:51 pm



El Congreso aprueba sacar los restos de Franco del Valle de los Caídos

La Cámara vota una iniciativa del PSOE que reclama la exhumación y traslado de los restos del dictador


El pleno del Congreso ha aprobado por 198 votos a favor, frente a uno en contra y 140 abstenciones (de PP y ERC), la exhumación de los restos de Franco del Valle de los Caídos. La medida forma parte de un conjunto de iniciativas para dar un nuevo impulso a la Ley de Memoria Histórica.

La proposición no de ley del PSOE ha salido adelante después de que el grupo de Unidos Podemos haya decidido finalmente respaldarla, según han confirmado fuentes del grupo parlamentario. La iniciativa tiene valor simbólico y político, aunque no es de obligado cumplimiento.

En un principio Unidos Podemos había anunciado que se abstendría si no aceptaban sus enmiendas, pero finalmente ha cambiado de opinión y ha votado sí pese a que sus propuestas fueron rechazadas. La iniciativa socialista ha tenido también el apoyo de Ciudadanos y PDeCat.

Además de la exhumación de los restos de Franco, la proposición no de ley de los socialistas reclama también al Ejecutivo trasladar a José Antonio Primo de Rivera a un lugar "no preeminente" del edificio. Asimismo, pide la elaboración de un censo completo de las infraestructuras construidas con trabajos forzados para colocar placas en memoria de los represaliados, y estudiar la creación de bancos de ADN para la identificación de desaparecidos.

La propuesta del PSOE que aprobará el Congreso contempla también suprimir cualquier tipo de subvención a entidades que ensalcen o defiendan la dictadura o estudiar la nulidad de las condenas dictadas por los tribunales penales franquistas contra quienes defendieron la legalidad republicana.

Avatar de Usuario
Invitado

La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Invitado » Jue 11 May, 2017 11:37 pm

Estúpidos y canallas

Pío Moa


Imagen
Gregorio Marañón definió a la república –que él tanto había ayudado a traer—y al Frente Popular, con dos palabras: “estupidez y canallería”. El propio Azaña, partícipe ciego en aquella orgía de necedad, no estaba con todo tan ciego que no entendiera la clase de fechorías que podían esperarse de aquel personal: “política incompetente, tabernaria, de amigachos, de codicia y botín sin ninguna idea alta”. Podría extenderme en juicios parecidos, porque son de lo más clarificadores ante la fraudulenta loa que dedican a la república, abierta o implícitamente, todos los partidos y medios manipuladores actuales, convirtiendo la política española en un fraude generalizado, del que la corrupción económica es solo una parte, y no la más dañina. Lo que hizo Franco, históricamente, fue derrotar al criminal régimen del Frente Popular, inaugurando, entre otras cosas, el período de paz y prosperidad más prolongado que haya vivido España en siglos, y que continúa, aunque cada vez más en peligro por la turbia actividad de los “estúpidos y canallas” de ahora.

Pues los mismos justificados dicterios de Marañón pueden definir a los partidos de la actual clase política. La lista de sus fechorías contra la integridad de España y contra la democracia es muy larga, y la penúltima que vienen intentado es la exhumación de los restos de Franco del Valle de los Caídos. Una de las manías de estos estúpidos canallas fue, en la república y la guerra, el incendio y destrucción de monumentos artísticos, obras religiosas y bibliotecas antiguas y modernas, testigos de la historia de España. El Valle de los Caídos no solo es “una maravilla”, como ha reconocido Paul Preston, es sin duda el monumento nacional –aparte de religioso-- más importante y estéticamente logrado del siglo XX en cualquier país del mundo. Algo, lógicamente, intolerable para los bellacos que han hecho del embuste y la calumnia una de las grandes industrias del país, industria de la que viven y que creen legitimar proclamándose a gritos “demócratas”, lo que nunca han sido, sino más bien parásitos de la democracia.

Se dice que Franco no pensaba ser enterrado allí; quizá sea cierto, pero tampoco tiene importancia. Oficialmente fue una decisión de Juan Carlos y fue una decisión muy justa, entre otras bastante menos justas y menos acertadas que tomó. El Valle de los Caídos no solo representa la victoria sobre la estupidez y la canallería, también la reconciliación nacional, ya lograda en los años 40, como pudo comprobar el maquis a su costa. Representa, como dije, la paz y la reconstrucción de un país con sus propias fuerzas, sin deber nada a la intervención de Usa, deuda contraída por el resto de Europa occidental. Nada más justo que la inhumación de Franco allí.

Cualquier persona con dos dedos de frente y con un mínimo de decencia ha de reconocer forzosamente estos hechos, porque son la evidencia misma. Para rechazarlos es precisa una dosis muy elevada de esa estupidez y canallería que llevó a España a la guerra civil y que vuelve a distinguir a nuestra clase política. Seguramente algún o algunos partidos preferirán abstenerse o utilizar argucias evasivas que faciliten las maniobras contra el Valle de los Caídos y contra la memoria de Franco. Esto los envilece más aún, según el viejo dicho de que el auxiliar del verdugo es más despreciable que el verdugo mismo.


http://www.piomoa.es
http://gaceta.es/p%C3%ADo-moa

Avatar de Usuario
Assia
de Melbourne
de Melbourne
Mensajes: 16850
Registrado: Mar 29 Dic, 2015 2:19 am
Flag: Australia

Re: La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Assia » Vie 12 May, 2017 2:06 am

No se Pio,Pio,piito, si los de la II Republica fueron ''un regimen tan criminal'' como para dar martillazos a los policias como tu se lo diste Pio,pioto Pio..
Assia

Avatar de Usuario
Invitado

La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Invitado » Vie 12 May, 2017 7:41 pm

Imagen

No está obligado a hacerlo
El Gobierno paraliza, por el momento, la exhumación de Franco

El Congreso aprobaba este jueves por amplia mayoría la exhumación de los restos mortales de Franco del Valle de los Caídos. PSOE, Podemos y C’s y los representantes del grupo mixto daban luz verde a la proposición no de ley presentada por el grupo socialista.

En la votación, tanto el PP como ERC decidieron abstenerse. A pesar del visto bueno de la Cámara, el Gobierno no tiene obligación de acatar el resultado, ya que las proposiciones no de ley no son vinculantes.

Y esa parece ser la intención del Ejecutivo de Rajoy que, por el momento, dejará la PNL dentro del cajón. Tal y como publica el diario El Mundo, el Gobierno someterá a estudios legales la propuesta y decidirá sobre ella más adelante.

A raíz de la Ley de Memoria Histórica de Zapatero -asumida por un PP tras cuatro años de mayoría absoluta- el Valle de los Caídos perdió su condición de monumento funerario político para pasar a regirse exclusivamente por las normas que afectan a los lugares de culto y a los cementerios públicos.

Desde el Ejecutivo entienden que la familia Franco podría plantear pleitos para evitar la exhumación de los restos mortales del generalísimo.


La izquierda finalmente se puso de acuerdo

La proposición no de ley se debatió el pasado martes en el pleno y entonces, contra todo pronóstico, no concitó el respaldo unánime de los partidos de izquierda, puesto que Unidos Podemos y ERC -que ha decidido abstenerse- consideraban su contenido insuficiente.

Podemos había amenazado también con la abstención si los socialistas no aceptaban sus enmiendas pero, aunque finalmente el PSOE no ha aceptado ninguna de sus propuestas, han decidido votar a favor del texto y no verse retratados como los que impedían que saliera adelante la iniciativa.

Gracias a ello la propuesta se ha aprobado con 198 votos a favor, sólo uno en contra y 140 abstenciones.

En Unidos Podemos lamentan "profundamente" que el PSOE no haya aceptado avanzar más y que no se haya podido "ir más allá", pero "por responsabilidad", según decía el líder de la formación morada, Pablo Iglesias, han decidido votar sí a todo lo que suponga un impulso a la Memoria Histórica.

Desde el PSOE, el diputado Gregorio Cámara ha considerado que pese a que el Gobierno no esté obligado jurídicamente a adoptar estas medidas, sí tiene un mandato político de seguir las orientaciones del Congreso, pues "orientar" al Ejecutivo es una de las funciones del Parlamento.

Para los socialistas la exhumación de los restos de Franco es imprescindible para "resignificar" el Valle de los Caídos, según ha dicho Cámara, quien destaca la importancia de que la proposición no de ley aprobada inste a "recuperar todas políticas públicas que se derivan" de la Ley de Memoria Histórica de 2007 y a impulsar otras.

Iglesias también ha arremetido contra el PP que, a su juicio, "demuestra que tiene un problema con la Memoria democrática" y sigue "enclaustrado en la mentalidad franquista".

Avatar de Usuario
Invitado

VENCIMOS Y VENCEREMOS

Mensajepor Invitado » Vie 12 May, 2017 11:02 pm

Mariano aguanta ..... :spain:


Imagen

Avatar de Usuario
Invitado

vagos y maleantes

Mensajepor Invitado » Sab 13 May, 2017 5:10 pm

ImagenVarios presos en la Casa de Trabajo de Alcalá antes de la
Guerra Civil Española


El campo de concentración de Azaña en Alcalá de Henares

A pesar de que muchos puedan pensar lo contrario, los campos de concentración no solamente se instalaron en la Alemania Nazi o en la Antigua Unión Soviética. España también puso en marcha instalaciones de estas características, antes incluso de que empezara la Guerra Civil Española. Alcalá de Henares, curiosamente la ciudad natal de Manuel Azaña, fue pionera en acoger estos centros de reclusión en el año 1933, coincidiendo con la puesta en marcha de la Ley de Vagos y Maleantes impulsada por el propio Azaña.

Desde http://www.guerraenmadrid.com no vamos a entrar en polémicas acerca de lo bueno o lo malo de esta Ley, nos vamos a limitar a informar a nuestros lectores de cómo fue el primer campo de concentración de España y los sufrimientos que padecieron los que allí fueron encerrados durante la Guerra Civil. Al empezar la contienda, la Casa de Trabajo de Alcalá de Henares, que era como se llamaba aquel campo de concentración, llevaba más de tres años funcionando. Allí eran encerrados inicialmente los delincuentes comunes de Madrid a los que se aplicaba un régimen disciplinario severo, combinando la reclusión con el trabajo agrícola o la construcción de carreteras. Muchos de aquellos primeros internos eran básicamente alcohólicos y drogadictos que cometían todo tipo de desmanes con el fin de subsanar sus propios vicios. El trabajo duro para ellos era supuestamente “la mejor manera” de lograr la reinserción en la sociedad.

Ubicada en un antiguo edificio llamado La Galera, la Casa de Trabajo de Alcalá de Henares era sin lugar a dudas un lugar de lo más siniestro. En su fachada se podía leer un mensaje de lo más clarificador: “Un mundo aparte, vagos y maleantes, Casa de Trabajo, Dirección General de Prisiones”. Su edificio principal en su día había sido cárcel de mujeres aunque con la aprobación de la Ley de Vagos y Maleantes, aquella prisión femenina terminó siendo rehabilitada completamente para acoger este primer campo de concentración de la historia de España.

ImagenFachada de la Casa de Trabajo de Alcalá de Henares
Diario Crónica, año 1933
Sabemos que al empezar la Guerra Civil, casi todos los presos comunes de la Casa de Trabajo de Alcalá fueron puestos en libertad. Sus instalaciones, sin embargo, empezaron a acoger a un sinfín de derechistas y militares que eran trasladados allí, en la mayoría de los casos, para cumplir sus penas o bien a la espera de que su juicio se llevara a cabo. En muchos casos, los presos que eran enviados hasta allí estaban esperando a que se aplicara la pena de muerte. La República considera que fueran fusilados aquellos individuos, podían ser útiles a la causa del Frente Popular realizando trabajos forzados. La Casa de Trabajo pasó en muy poco tiempo a denominarse Campo de Trabajo nº 3 de Madrid. Los reos, en muchos casos, eran obligados a colaborar estrechamente con los diferentes batallones disciplinarios que se encargaban de la fortificación de la zona de Nuevo Baztán.

Durante la guerra los condenados eran obligados a hacer trabajos forzosos a favor de la causa republicana.Los prisioneros, entre los que se encontraban algunos nombres que luego fueron distinguidos en la época de Franco, trabajaban de sol a sol y a medida que pasaban los meses las condiciones se convirtieron en infrahumanas por la escasez de alimentos y medicinas. Sin embargo, para estos presos lo más importante era la supervivencia en sí, ya que a pocos kilómetros del Campo de Trabajo se habían producido los terribles fusilamientos en masa de Paracuellos de Jarama.

Prisioneros ilustres en la Casa de Trabajo

Entre las personas que estuvieron presas en la Casa de Trabajo de Alcalá mencionamos a José Banús Masdeu, que tras la Guerra Civil se convertiría en uno de los grandes constructores del régimen de Franco. Fue uno de los grandes impulsores del Valle de los Caídos y el gran artífice del Puerto Banús (Marbella), que es como hoy en día todo el mundo lo reconoce. José Banús fue detenido por la policía republicana acusado de ser espía de Franco y condenado a muerte en el año 1938. Mientras esperaba que se cumpliera su pena, que finalmente no se llevó a cabo, tenía que esperar haciendo trabajos forzados en el campo de concentración de Alcalá.

ImagenPeriódico La Estampa de 1935 donde se habla abiertamente
de Campo de Concentración


Banús no fue el único 'huésped' ilustre de la Casa de Trabajo. El que fuera General laureado Claudio Rivera Macías también estuvo allí después de ser condenado por desafecto al régimen republicano el 27 de enero de 1937. Rivera fue detenido en su casa de Madrid tras negarse a combatir con la República y trasladado a la cárcel de Ventas. Después lo llevarían a Alcalá. Para nuestros lectores que no sepan quién fue Claudio Rivera, les diremos que en el año 1926 recibió la Laureada como consecuencia de su participación en la Guerra de África, al frente de una sección del Grupo de Fuerzas Indígenas de Alhucemas nº 5. El 20 de mayo de 1926, Rivera dirigió una ofensiva en el sector de Axdirt en la que perdió a más del cincuenta por ciento de sus hombres. Su participación en aquellos combates y su valentía en la dirección de la tropa le hizo merecedor de esta condecoración.

Pero sin lugar a dudas uno de los presos más relevantes de los que estaban en la Casa de Trabajo era Andreu Nin, líder del POUM detenido en Barcelona por agentes del SIM con la colaboración del NKVD de la Unión Soviética. Hemos tenido acceso al reportaje que publicó en el año 2000 Vicente Sánchez Moltó en el Diario de Alcalá bajo el título: “Las mentiras de la historia: Nin fue asesinado en Alcalá”. En este artículo se cuenta que el primer destino de Nin tras llegar a Madrid fue la Casa de Trabajo de Alcalá, aunque pocos días después de estar allí sería sacado “de manera irregular” para instalarlo en el chalet que era propiedad del General del Aire Republicano Hidalgo de Cisneros y su esposa, Constanza de la Mora. En ese chalet u hotelito, como se llamaba entonces, se cree que pudo haber sido asesinado. El autor de este reportaje no descarta que Nin fuera sometido a torturas en la misma Casa de Trabajo de la que estamos hablando.

El campo de trabajo franquista

Cuando estaba a punto de terminar la Guerra Civil (tan solo quedaban unos días para que los franquistas entraran en Alcalá de Henares), los responsables de la Casa de Trabajo pusieron en libertad a todos los presos que se encontraban allí encerrados. Conscientes de que su cautiverio había tocado a su fin, los prisioneros franquistas celebraron su libertad destrozando las instalaciones de la Casa de Trabajo. Cuando entraron las tropas nacionales el aspecto de este campo de concentración era desolador. Las autoridades penitenciarias del nuevo régimen tuvieron que rehabilitar completamente las instalaciones que pasaron a denominarse 'Talleres Penitenciarios para la Redención de la Pena'. Allí también fueron encerrados y obligados a hacer trabajos forzosos cientos de prisioneros republicanos que habían sido capturados durante los últimos días de la Guerra Civil.

Aunque el trabajo físico fue menos intenso que en la época del Frente Popular, sí tenemos conocimiento de que en los Talleres Penitenciarios de Alcalá se utilizó a la población reclusa principalmente en tareas de imprenta. Allí se estableció una imprenta de grandísimas dimensiones en la que se editaban boletines oficiales, cartografías y folletos informativos. Se cree que en 1940 había una población de 2.800 reclusos.

Avatar de Usuario
Invitado

La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor Invitado » Lun 15 May, 2017 2:18 am

Celebremos todo. Recordemos todo.

Publicado el 12 octubre, 2015 de Tsevan Rabtan


¿Es buena idea celebrar el descubrimiento de América?

Supongo que depende de cómo se haga. La mayor parte de las celebraciones históricas están repletas de contradicciones. Incluso las más cercanas, esas que vemos como intachables, serán examinadas con ojo crítico pasados los siglos. Por ejemplo, la abolición de la esclavitud casi al finalizar la Guerra de Secesión parece inatacable, si no fuera porque hubo que esperar casi un siglo más para que se promulgase la legislación sobre derechos civiles.

El simple hecho de utilizar la palabra “descubrimiento” ofende a muchos.

Yo, ahí, veo muchas anteojeras. Es indiscutible que el “viejo mundo” descubre el “nuevo mundo”. Y no se puede eludir la dinámica histórica, que es precisamente esa. Más aún, los que reclaman, en América, las tradiciones indígenas, se olvidan de que ellos forman, como consecuencia del descubrimiento, parte de una tradición mestiza, que también es ahora nuestra. Ese mestizaje es enorme: basta con que se considere el impacto de la cultura estadounidense en el siglo XX, por ejemplo.

También por esta misma razón, el “genocidio” español (sea lo que sea esto, que no quiero entrar en discusiones) es patrimonio de todos. Las comparaciones son odiosas porque comparamos hechos históricos (en realidad clichés) como si fuésemos responsables de ellos. Algo parecido les pasa a los alemanes de hoy con el genocidio judío o a los judíos de hoy con el genocidio judío, una vez que ya han muerto prácticamente todos los que fueron sus protagonistas. ¿Qué sentido tiene comparar hechos históricos para lanzárnoslos unos a otros, cuando no somos responsables de ellos, cuando nos separan generaciones de los que intervinieron en ellos, cuando además nuestros valores y creencias difieran tanto de los de aquellos?

Un historiador ha de intentar aproximarse a la verdad. La llamada “memoria histórica” es la antítesis de esa búsqueda. Fosiliza los hechos, los idealiza y etiqueta, los pone en la columna de lo bueno y de lo malo.

No niego que debamos esforzarnos en valorar los episodios de la historia, siquiera para hacer eso tan desacreditado: intentar no repetir los errores del pasado. Pero si hay una manera segura de no hacerlo es con el partidismo imbécil de los que se atribuyen representaciones vicarias.

La historia de la Humanidad nos pertenece. Toda ella. La esclavitud en Atenas, las guerras serviles en Roma, los cráneos apilados de Gengis Kan, las matanzas en el Caribe, las pandemias, los horrores de la colonización europea, los millones de muertos de la rebelión Taiping, la esclavitud africana, hacia el Este y hacia el Oeste, los crímenes nazis, los crímenes comunistas, las cruzadas, las guerras de religión, los millones de muertos en el Congo, en Sudán, en Siria. También nos pertenecen Salamina y el discurso de Pericles, la pax romana, el Derecho de Gentes, las tesis de Lutero, las capturas inglesas de barcos esclavistas, la Revolución americana y su Declaración de Independencia, la Revolución francesa y la declaración de derechos del hombre, el movimiento sufragista, el movimiento obrero, el desembarco de Normandía, la transición española y la victoria de Nelson Mandela, el triunfo del comercio y la disminución de la insensibilidad ante la muerte colectiva.

Todo es patrimonio nuestro. Solo somos responsables de lo que podemos cambiar. Solo de capturar a los responsables vivos. Solo de consolar a las víctimas vivas.

Lo demás es histeria de intensitos adictos al énfasis.



La verdad por decreto

Publicado el 13 octubre, 2015 de Tsevan Rabtan


Leo este artículo sobre este anteproyecto de ley en el que se dice esto, por ejemplo:

Artículo 1. Objeto y finalidad. El objeto de esta Ley es el establecimiento de políticas públicas para la recuperación de la Memoria Democrática de Andalucía y velar por la salvaguarda, conocimiento y difusión de la historia de la lucha del pueblo andaluz por sus derechos y libertades durante la Segunda República, la Guerra Civil, la dictadura franquista y la transición a la democracia hasta la entrada en vigor del primer Estatuto de Autonomía para Andalucía, con la finalidad de garantizar el derecho de la ciudadanía andaluza a conocer la verdad de los hechos acaecidos en este período, así como la protección, conservación y difusión de la Memoria Democrática como patrimonio histórico y cultural de Andalucía al amparo de lo establecido en el artículo 10.3.24º del Estatuto de Autonomía para Andalucía.


O esto:

Artículo 3. Derechos. Son derechos inalienables de la ciudadanía andaluza: a) El derecho a conocer la verdad de la historia de la lucha del pueblo andaluz por sus derechos y libertades, y especialmente de las circunstancias y los motivos que llevaron a la perpetración de crímenes relacionados con la violación sistemática de los derechos humanos, en el período que abarca la Guerra Civil y la dictadura franquista hasta la entrada en vigor de la Constitución española de 1978.


Y esto:

Artículo 4. Definiciones. A los efectos de esta Ley, se entiende por: a) Memoria Democrática de Andalucía: el derecho individual y colectivo del pueblo andaluz a conocer la verdad, de lo acaecido en su lucha por sus derechos y libertades democráticas en el período que abarca desde la Segunda República hasta el logro de la autonomía en Andalucía,


Y esto:

Artículo 21. Lugar de Memoria Democrática de Andalucía. Lugar de Memoria Democrática de Andalucía es aquel espacio, inmueble o paraje en el que se hayan desarrollado hechos de singular relevancia vinculados con la represión y violencia sobre la población como consecuencia de la resistencia al golpe de estado de 1936, la dictadura franquista y por el sostenimiento de los valores democráticos hasta alcanzar la autonomía en Andalucía, y que haya sido inscrito en el Catálogo de Lugares de Memoria Democrática de Andalucía que se regula en el artículo 23.

Artículo 22. Sendero de la Memoria. 1. Sendero de la Memoria es el conjunto formado por dos o más Lugares de Memoria Democrática de Andalucía que se encuentren uno a continuación de otro y tengan criterios interpretativos comunes de carácter histórico, paisajístico o simbólico, o valores relevantes de tipo ambiental, etnográfico o antropológico.


Qué desastre. Políticos y administraciones estableciendo la “verdad histórica”.

Sobre esto escribí hace tiempo algo. Lo recupero:
Básicamente conocemos lo que sucedió en España durante los primeros cincuenta años del siglo XX. Siempre puede aparecer un trabajo que dé luz a algún dato desconocido (pero no es posible que sea importante) o que intente una aproximación diferente (pero lo será ligeramente).

Ahora pensemos en ese conjunto algo amorfo de medidas, iniciativas, comentarios, trabajos, opúsculos, leyes, que se refieren a lo que se llama “memoria histórica”. Daré por sentado que estamos de acuerdo que ese conjunto se refiere a lo que se ha llamado “víctimas del franquismo”, durante y después de la Guerra Civil. Y ello pese a que la desvergüenza de ese vendedor de crecepelo llamado Garzón, siempre atento al punto cardinal en el que amanece en cada época, haya añadido un “anexo” con las víctimas de las sacas republicanas de Madrid.

¿Para qué sirve? No desde luego para enjuiciar a nadie. Y no sólo porque los autores estén muertos en su mayoría y su enjuiciamiento, tantos años después, resulte prácticamente imposible, o porque la legislación aprobada en la transición suponga un obstáculo insuperable, sino porque la prescripción, como los peces de la mar océana, ha hecho su trabajo. Y las vueltas sobre la existencia de un genocidio, para defender la perseguibilidad, son, a mi juicio, construcciones forzadas para justificar el uso de los recursos extraordinarios que puede movilizar un juez de instrucción.

No creo que su finalidad fundamental sea localizar los restos. En un asunto así, generalizar es muy peligroso, pero, por las razones que diré, pienso que la mayoría lo que quiere, en realidad, es mostrar los restos, exhibirlos, para conseguir un objetivo que piensan es legítimo (y creen que todos debemos compartir) y que es el objeto de esta entrada. No obstante, si se tratase únicamente de esto, el asunto no tendría la relevancia que ha alcanzado y podría ser resuelto (y en parte lo ha sido) disponiendo medios para ello, siempre que los herederos estuviesen de acuerdo.

Tampoco parece que debiera servir (salvo en el sentido al que luego me referiré) para homenajear o reivindicar a las víctimas. Algo así reclama al individuo concreto. Me explicaré. La justicia o injusticia de las causas es independiente del comportamiento individual. Se puede debatir sobre los orígenes de la guerra, sobre los sucesos de 1934, sobre las elecciones de 1936, sobre las intenciones de socialistas y comunistas, sobre el golpe de estado y las intenciones de los golpistas, sobre la barbarie del bando golpista, sobre la del republicano, sobre los crímenes posteriores a la capitulación. Pero eso no nos dice nada sobre el comportamiento, sobre quien fue aquél cuyos huesos son desenterrados. Se espolvorea la acción global con menciones a historias que pretenden servir de ejemplo, pero que, por definición, son falsas como tal. Porque el valeroso, moral, e inocente hombre que resulta de unas cartas añejas escritas en prisión, es un hombre individual, no un arquetipo del combatiente republicano. Cualquier esfuerzo por descubrir la verdad nos lleva al inútil intento de comprender todas las acciones de todos los hombres y juzgarlos uno a uno, incluyendo a sus descendientes, que, a menudo, obtienen una pátina, una especie de comodín moral, que no nos dice nada sobre sus auténticos motivos, que pueden ser intelectual y éticamente espurios. Y, en cualquier caso, ésa es tarea de cada uno, si quiere abordarla, y no del Estado.

Por fin llego al lugar que me interesa y que planea sobre los otros, falsos o secundarios, motivos. Para dar mi opinión me gustaría recordar a Maurice Halbwachs. Era sociólogo, de la escuela de Émile Durkheim, un hombre muy influido por Bergson. Murió en Buchenwald. Le habían detenido por protestar por la detención de su suegro judío.

Tras la guerra, se reunieron una serie de textos, que se extendían por más de veinte años, y que hablaban de la memoria colectiva. Aquípueden encontrar un buen resumen y leer la traducción realizada por el profesor Vicente Huici Urmeneta de “La memoria colectiva y el tiempo”.

La memoria colectiva, para Halbwachs, es antihistórica, ya que prescinde de la complejidades. No valora los comportamientos de todos los agentes, las dificultades surgidas de considerar operaciones complejas, comportamientos complejos, motivaciones complejas, moralidad compleja. Cualquier análisis serio precisa una operación de digestión de la ambigüedad. Y, sobre todo, exige, si pretende ser histórico, partir de la historicidad de los acontecimientos, del momento en que tienen lugar, y de la no persistencia de sus agentes. Sin embargo, la memoria colectiva es simplificadora en un sentido pernicioso. Debe ser limpia, neta, perfectamente perfilada, sin gradaciones. Los “objetos” de la memoria colectiva están presentes y deben poner de manifiesto verdades eternas. Ésa es la razón de su éxito, porque son un elemento aglutinador, definidor del grupo; un apoyo para la identidad colectiva. La memoria colectiva existe y es un elemento histórico porque puede servir para explicar los acontecimientos. Pero no por eso es cierta, en el sentido de que exprese la realidad de lo recordado.

Hay otro elemento fundamental para Halbwachs: la memoria se escoge. Naturalmente, no se trata de defender que exista algo parecido a un sujeto colectivo que voluntaria y conscientemente asume un mensaje simplificado que se adapta a sus necesidades presentes. Sin embargo, Halbwachs afirmará que es importante nuestra capacidad de mimetización, de seguir ejemplos de personas “relevantes” y, sobre todo, de asumir mensajes institucionalizados que triunfan si se ajustan a nuestros vicios, a nuestras virtudes, a nuestros intereses.

Creo que presenciamos un esfuerzo en ese sentido. Las motivaciones accesorias para el proceso de memoria histórica no dejan de ser la justificación de un proceso de institucionalización de nuevos paradigmas que unos cuantos quieren introducir en la memoria colectiva.

Puede que ese proceso sea bienintencionado en el caso de muchas personas.

Tengo muchas más dudas en el caso de los partidos de izquierdas y en el del Gobierno. En el caso de los primeros, la idea de que su pasado puede definirse por una motivación básica, la búsqueda del mejoramiento de los humildes y de la justicia social, a pesar de sus errores transitorios, de forma que las chekas, el gulag, los genocidios (Ucrania, Camboya), el terror, las matanzas de millones de personas, la ausencia de libertad, no son resultado (y ni siquiera puede plantearse la ecuación) de un defecto estructural en su modo de ver el mundo. Excluyendo por cierto el camino más sensato: precisamente el de no asumir la memoria de los partidos de izquierda (siempre que se renuncie a las políticas totalitarias) e intentar hacer política hoy. En el caso del Gobierno, el oportunismo político contra los “herederos” del franquismo, el PP, es indudable, a pesar de todos las protestas de honestidad.

Porque se pretende que la inmediatez material de los huesos y la tierra de las cunetas afirme eso. Que hay dos bandos y uno es básicamente bueno y el otro básicamente malo. Por eso es tan poco oportuno recordar el terror en la zona republicana.

Y cuando se habla de bandos lo implícito no es tanto una comparación entre regímenes, sino entre personas. El hincapié en los restos de las víctimas, setenta años después, se convierte en un remedo de la persecución medieval de reliquias. Objetos que nos hacen buenos, justos, víctimas vicarias, igual da cómo fueran y cómo seamos. Se pretende, en suma, cargando de razón una visión infantil de la vida, fijar en mármol una verdad eterna. Una de las consecuencias actuales es que los descendientes de los que ganaron sean los de derechas, porque ellos no han absorbido la bondad de las víctimas del bando perdedor. Y de esa forma, la responsabilidad en los crímenes tiene que ver con defender cierta ideología, conservadora, de derechas. Así, si tu padre fue un franquista torturador pero tú estás afiliado al PSOE, ese acto te libera de la mancha, pero si lo estás al PP, eres un heredero del franquismo.

Igual que resulta injusto considerar que este PSOE, por una cierta continuidad en las siglas y dos o tres detalles biográficos, es heredero del gulag, también lo es hacer lo propio con el PP. Pero se hace. Así es la memoria colectiva. Y al margen de las pequeñas (en el peor sentido de la palabra) razones de algunos, la verdad es que se impondrá, porque durante muchos años se quiso imponer una visión falsa del mundo, de las cosas. Ahora se trata de hacer lo mismo, pero cambiando de paisaje.

El péndulo funciona. No tiene nada que ver con la verdad, ni con la justicia. Es como esas enormes manadas de animales por el Serengueti.

Por eso, si fuera un cobarde y por no salir aplastado, terminaría esta entrada recordando, sin venir a cuento, que Franco dio un golpe de Estado contra el gobierno legítimo, y que su régimen fue criminal, autoritario y liberticida, para que así no me confundan con un simpatizante del franquismo.

Por eso no lo haré.

Avatar de Usuario
ya ......

La Memoria Histórica: verdades y mentiras

Mensajepor ya ...... » Lun 15 May, 2017 10:05 am









es osamenta de rojos ... que se jodan dicen los pepones.




Volver a “La Crispación”