Azul y Rosa - MI SEMANA - Cronica de Jaime Peñafiel

Las últimas noticias de la Realeza. Monarquía vs. República
¿Cuánto reinarán Felipe VI y Letizia?


Imagen

Avatar de Usuario
Invitado

Azul y Rosa - MI SEMANA - Cronica de Jaime Peñafiel

Mensajepor Invitado » Sab 11 Ene, 2020 3:19 am

Imagen

MI SEMANA
JAIME PEÑAFIEL
Sábado 11 de enero de 2020

Imagen


EL DESAIRE DE LETIZIA A LA INFANTA PILAR

    Esa columna del sábado 8 de agosto de 2016, yo la dedicaba íntegra al 80 cumpleaños de la Infanta Pilar, un número importante en la vida de todo ser humano. Con tan gozoso motivo, la Familia Real al completo acudió a Palma de Mallorca, concretamente a Calviá, para festejarla. Incluso Don Juan Carlos y Doña Sofía decidieron olvidar los agravios, sobre todo los de él hacia ella, para compartir una cena con la Infanta. Acudieron todos menos la Infanta Margarita que se reponía de una de las dolencias habituales en la familia, la rotura de la cadera. Tampoco los Urdangarin, “condenados” al exilio suizo de Ginebra. La duda estaba en los “letizios”. Y, miren ustedes por donde, Felipe hizo un esfuerzo, cuando ya no se le esperaba, y se presentó en el chalet de su tía en la urbanización Sol de Mallorca pero sin... Letizia. Una vez más, la inefable consorte daba la nota, daba el cante “con una falta total de respeto a la familia pero, sobre todo, a una señora de 80 años y además Infanta, demostrando su nula simpatía hacia ella”, escribía yo entonces. Puede que fuera mutua. Como la de las otras Infantas, Cristina y Elena, hacia ella. De nuevo Letizia dejaba en mal lugar a su marido que decidió viajar a Palma con sus hijas, demostrando públicamente que ella y solo ella administra su tiempo, sus afectos y sus sentimientos. Para que no quedara la menor duda del desaire a la Infanta desaparecida esta mi semana, Letizia se presentó en Palma al día siguiente para asistir a una cena a la que el Rey Don Juan Carlos invitaba a toda la familia en el restaurante Flanigan de su amigo Miguel Arias, en Puerto Portals. Y lo hizo con un look inapropiado. Mientras Doña Sofía y la Infanta Elena vestían de manera informal, Letizia lo hizo con un look en negro: top con transparencias y lentejuelas sin mangas mostrando sus musculosos brazos, pantalones de satén, gigantescos pendientes y sandalias de tiras de pitón. Por no ser ni el lugar ni el momento resultaba... ridícula. Hoy, cuando la he visto acudir a la capilla ardiente de Doña Pilar en su casa de Puerta de Hierro donde la familia ha decido velar su cadáver, ¿recordará Letizia aquel gratuito desaire a la Infanta más Infanta de España?

LA INFANTA PILAR, ¿CELESTINA DE DON JUAN CARLOS?

    Que Don Juan Carlos fue la debilidad de Doña Pilar lo demuestran las propias palabras de la Infanta desaparecida, recogidas, en su día, por la periodista e historiadora griega Helena Matheopoulos: “Más de una vez hice cosas increíbles por él como ir a decirles a algunas chicas que mi hermano ya no podía seguir adelante con la aventurada. Yo le decía: “Juanito, me obligas a hacer unas cosas terribles”. Y él respondía: “Anoche me declaré a fulanita de tal pero no quiero casarme con ella. Solo me declaré porque había luna llena”. ¡Pero qué tontería!, le respondía yo. Pero, a pesar de todo, hacía lo que me pedía. Tiene una manera de pedirte que hagas algo por él, que es imposible decirle que no. Le ves venir, te das cuenta de que te está liando para convencerte, pero aun así es imposible resistirse o negarle algo”.

LAS LÁGRIMAS DE PABLO IGLESIAS

    Con la carta que el gran Luis del Val lee todos los días en el programa de Carlos Herrera en la Cope, intenta transmitir, con la mayor claridad, lo que sucede en España. Y lo hace sin demasiados adornos ni palabras rebuscadas pero directa, clara, sencilla, concisa y con educación. La carta del pasado jueves la dedicaba a las lágrimas de Pablo Iglesias, el vice presidente “in pectore” del gobierno de Pedro Sánchez. Aunque no tenía muy claro a qué podía deberse. Porque una lágrima puede ser el resumen de tantas impresiones simultáneas, la quintaesencia combinada de tantos pensamientos contrarios. Pienso que hay palabras que lloran y lágrimas que hablan más que las palabras. A diferencia de aquellas que Churchill ofreció en 1940, las de Iglesias, derramadas sin pudor en el Congreso, eran lágrimas para nuestra desdicha. Cierto es que, como diría mi paisano Federic, “quiero llorar porque me da la gana, como lloran los niños del último banco” que, de repente, se ve nada menos que en la primera fila, en la bancada azul del Congreso. Y, además, como dice el querido Del Val “en el estrato de la casta superior, a la misma altura de los que mandan en las empresas del IBEX.” También podrían tener un origen “menos idealista”, como saber que desde ya, él y “su compañera, señora y esposa, sumando los sueldos de diputada y ministra y los de diputado y vicepresidente del gobierno, los Iglesias van a ingresar casi 30.000 euros mensuales, lo que les convierten en sujetos de esa subida de impuestos para todos aquellos que ingresen más de 130.000 euros anuales”. Si se cumple lo que Luis pronostica en su carta, el matrimonio superará los ... 300.000 euros anuales y se encontraran entre ese grupo de 100.000 españoles que tiene más ingresos ¡Toma ya! Del bondadoso proyecto de seguir viviendo en Vallecas a la situación que les espera hay tanta diferencia que son explicables las lágrimas”. Querido Luis, permíteme que me ría de las lágrimas del coletas pero como decía Lord Byron “si me río es para no llorar”.




CHSSSSS ••• Como todos los años, Isabel Maestre me despertó el día de Reyes trayendo hasta mi cama su mejor roscón y una jícara de chocolate ••• Desde hoy, Holanda ya no es Holanda ni España, España ••• Yo me he dejado la barba pero no me ha cambiado la cara como una top model, pudo decirle y no le dijo ••• Casi todos los weinstein españoles han muerto pero no sus víctimas algunas en activo todavía ••• En vez de llevar a las nenas a tantos cines de versión original ya podían haber visitado alguno de los tres espectaculares Belenes o a algún que otro oficio religioso. Como todas las familias reales europeas ••• En el papado hemos pasado de la silla gestatoria al manotazo ••• En vez de reconocer la metedura de pata (¿o era una orden?) expulsan a tres diplomáticos. ¿Como represalia? ••• ¡Qué mala suerte tiene la admirada modelo! Después de tres años de relaciones vuelve a quedarse compuesta y con dos hijos ••• Miente la madre federal del convento de las franciscanas Clarisas de Granada por la venta de la valiosa talla de santa Margarita de Cortona, negando ser ella la que intentó venderla.


SUBE BAJA
ANA ORAMAS

Imagen

Diputada de Coalición Canaria, por su coherencia votando ¡no! a la investidura de Pedro Sánchez en contra de la abstención de su partido porque “pone fin al Estado de Derecho tal y como lo conocemos... Me han presionado de todas maneras pero no pienso traicionar a Canarias. Podemos significa Venezuela”.
ROBERTO LEAL

Imagen

El simpático presentador de TV que este año ha dado las campanadas junto a Anne Igartiburu en la Puerta del Sol madrileña, superando el durísimo trance de la muerte de su padre, tres días antes, como otro Roberto, el tenista Bautista en la final de la Davis frente a Canadá.
MANUEL MOLÉS

Imagen

El veterano periodista quien tras prestar durante 49 años su voz y su imagen, como presentador y director del espacio taurino de La Ser, la empresa ha decidido cerrar el último y único clásico de la información taurina en la radio dentro de la línea anti taurina de la izquierda.
HUGO MOLINA

Imagen

El pequeño de Palos de la Frontera que, a sus tres años, no solo se ha convertido en ganador del concurso de televisión Got Talent dotado con 25.000 euros, tocando el tambor sino que será recibido por el Papa Francisco en el Vaticano junto a sus padres, Manuel Jesús y Cristina.



EL MUNDO / LOC / 11 ENERO DE DE 2020

Avatar de Usuario
Invitado

Azul y Rosa - MI SEMANA - Cronica de Jaime Peñafiel

Mensajepor Invitado » Dom 12 Ene, 2020 3:02 am

Imagen


Jaime Peñafiel augura "poco tiempo en el trono a Felipe VI con este Gobierno"


Cuarenta años de profesión, más de cien viajes acompañando a los Reyes al extranjero y 45 bodas reales. Con semejante bagaje, las anécdotas de Jaime Peñafiel son tan cuantiosas como jugosas. Con cinco décadas de trabajo como periodista, el granadino ha conocido a decenas de monarcas, presidentes, y animales políticos de todo tipo y tiene muchas historias para contar.

Eso es lo que se ha propuesto hacer con su último libro, Anécdotas de oro, editado por La Esfera. Informalia entrevista al periodista, quien no ha tenido freno a la hora de hablar sobre la actividad sexual del monarca emérito y de dar su opinión sobre los reyes actuales. ¡Auténticas perlas sobre don Felipe y doña Letizia! No tienen desperdicio, pero sí un punto de malicia. "Soy viejo y rico, así que puedo permitirme decir lo que quiera", afirma rotundo.

Informalia: En tu libro, cuentas detalles sobre cómo Juan Carlos se pasó una noche de lujuria con la condesa Olghina de Robilant, con quien tuvo una fugaz pero apasionada relación en su juventud- en una pensión romana el día antes de pedirle matrimonio a la reina Sofía.

Jaime Peñafiel: El anillo de compromiso que terminó en el dedo de Doña Sofía, la noche anterior a la pedida, estuvo perdido entre las sábanas de la cama de una habitación de una pensión romana, pagada y reservada por la condesa Olghina de Robilant. Lo ha contado ella misma en un libro que publicó. Si no hubiera sido así, yo nunca habría dicho nada porque pertenece a su intimidad. De hecho yo soy una persona que valgo más por lo que callo que por lo que cuento.

Informalia: ¿Por qué te vestiste de cura para asistir a la boda ortodoxa de Don Juan Carlos y Doña Sofía en Atenas?

Jaime Peñafiel: Esa boda ortodoxa y católica molestó mucho al Papa Juan XXIII y se hizo incluso contra el deseo de Franco, de tal manera que se había llegado al acuerdo de que la prensa española sólo recogiera la boda católica en la catedral de San Dionisio, luego se celebró la boda civil y los griegos cubrieran la boda ortodoxa en la catedral ortodoxa de Atenas, que fue la última en celebrarse. Así que después de la boda católica me fui al hotel, muy disgustado, porque quería asistir también a la boda ortodoxa, que iba a ser muy vistosa. Entonces trabajaba en Europa Press, que era del Opus Dei, y uno de los cancilleres de la embajada me había encargado que le llevara una sotana que había recogido en un sastre de la calle Mayor de Madrid. Cuando me doy cuenta de que no me van a dejar pasar a la catedral ortodoxa vestido normal pienso, joder, pues me la voy a poner. Me metí las cámaras de fotos en los bolsillos de la sotana y me fui para allí. Al llegar a la plaza, veo que toda la prensa está afuera de la iglesia y me doy cuenta que sí me ve la prensa española –tan cainita y tan insolidaria-, me reconocerá y me delatará. Entonces veo que va a entrar Aristóteles Onassis y aprovecho que están todos atentos a él para colarme. Una vez dentro, Juan Carlos me vio y me guiñó un ojo. Mis imágenes fueron las primeras que se distribuyeron en España de la boda ortodoxa, cosa que a Franco le jodió mucho porque a él lo ortodoxo le sonaba a ruso y lo ruso era comunista. Y encima, salía don Juan, el conde de Barcelona, en un sitio preferente. TVE había tratado de que el padre de Juan Carlos no saliera en la boda católica, poniendo incluso filtros especiales para que se le viese lo menos posible.

Imagen

Informalia: En tu libro Anécdotas de oro aseguras que con lo "follador que ha sido don Juan Carlos es un milagro que no haya llenado España de bastardos". Pero ya hay varios casos de hijos que reclaman su paternidad.

Jaime Peñafiel: Hijos fuera del matrimonio, don Juan Carlos no ha tenido. ¡Todas las mujeres que presumen por ahí de que sus hijos son del rey mienten, desde la condesa de tal hasta la sevillana. A diferencia de su abuelo, Alfonso XIII, que llenó de bastardos Madrid- el último reconocido, Leandro, murió hace dos años-, Juan Carlos ha tenido suerte. Hace unos meses estuve hablando para Telecinco con un catalán que decía ser hijo de don Juan Carlos y que había nacido en 1956. Ese año, el entonces príncipe era cadete de la Academia General Militar de Zaragoza, bajo el control absoluto del general Martínez Campos, que le tenía en un puño y ese mismo año don Juan Carlos (que tenía 17 años) mató a su hermano Alfonso, de 14 años, en un accidente, así que le dije textualmente a ese chico: "Como tú comprenderás, en esas circunstancias, don Juan Carlos no estaba para echarle un polvo a tu madre" y se quedó sin habla.

Informalia: Tú ¿a quién quieres más, al rey emérito o al actual Felipe VI?

Jaime Peñafiel: Para mí, el último Rey de España ha sido don Juan Carlos. Yo no soy monárquico, pero he sido juancarlista como millones de españoles –en España existe una monarquía sin monárquicos, pero sí hemos reconocido la importancia de don Juan Carlos en la transición-. Felipe es ya un jefe de Estado, pero con el nuevo gobierno, ya veremos cuánto dura. Tanto los independentistas como Podemos son antimonárquicos furibundos y republicanos. Yo no le auguro una larga singladura.

Informalia: ¿Crees que Felipe VI tiene valores menos destacables que su padre?

Jaime Peñafiel: Juan Carlos es un hombre que ha sufrido muchísimo. Infinidad de humillaciones en la época de Franco. Vivía con 75.000 pesetas para todo. Comer, vivir... Le controlaban desde las Coca Colas hasta las llamadas a Sofía a Atenas. Pero Felipe nació, creció y vivió como hijo de reyes y ha sido educado en una oligarquía femenina con su madre –que le hizo una persona débil- y sus hermanas. Tuvo muy mala suerte porque sus hermanas se fueron de casa y él siguió viviendo con unos padres que se odian, con unas crisis matrimoniales terribles y eso le afectó. Es buena persona sin esfuerzo, pero le veo preocupado, triste... Además es muy tímido. No tiene empatía alguna –se vio en el desfile de las Fuerzas Armadas cuando un paracaidista se estrelló contra una farola y la única que se interesó por su estado de salud fue Letizia; Felipe simplemente pasaba de largo-. ¡Es un pobre hombre!

Imagen

Informalia: Eres taxativo a la hora de decir que Leonor nunca será reina.

Jaime Peñafiel: Felipe puede ser rey cuatro, seis... ocho años más. En primer lugar, este gobierno le va a desposeer de todos los privilegios porque Casa Real depende del Jefe de Gobierno. Y no hace mucho Sánchez le envió a Cuba para quitárselo de en medio. Felipe lo va a pasar muy mal y si seguimos así, dentro de poco tiempo España no existirá como nación ni existirá la monarquía. Es ridículo hablar de Leonor como futura reina porque nunca lo va a ser. Rotundamente: no. Y, mientras tanto, fue un tremendo error que su padre la llevara a Barcelona, siendo una niña, con todo el follón independentista. Pedro Sánchez y Pablo Iglesias le están segando al Rey la hierba bajo sus pies. Felipe no tiene la capacidad que tenía su padre, ni la mano izquierda, ni la experiencia vital.

Informalia: Parece que le tienes especial inquina a doña Letizia, pero reconoces la buena educación y la disciplina de sus hijas o todo lo que el Rey ha mejorado su prosodia. También te gusta que sea una mujer de carácter y que no se deje avasallar.

Jaime Peñafiel: No es cierto que le tenga inquina. Ni a ella ni a nadie. De hecho, soy viejo y rico y puedo decir lo que me de la gana. Soy crítico con Letizia, pero reconozco también sus valores. Es verdad que Felipe ha aprendido a leer con ella, cosa que los Borbones no han sabido nunca, pero también que Letizia cae mal por su agresividad, porque se ha olvidado de sus orígenes. Su vida es como la de Jesucristo, a partir de los 33 años y parece que no tiene pasado y eso que tiene mérito ser la nieta de un taxista y haberse convertido en la consorte Real. Pero a ella le molesta que yo le recuerde su vida anterior.

Imagen

Informalia: La gente te tacha de clasista por decir que es nieta de un taxista...

Jaime Peñafiel: Yo he tenido con Letizia dos encontronazos. Uno, muy grave, en el ayuntamiento de Madrid, delante de Ruiz Gallardón, que entonces era el alcalde y fue muy violento. Tuve que decirle: "A mí no me grites ni me señales con el dedo". Se quejaba de que me metía con su abuelo y le contesté: "¿Yo? Si tu abuelo es lo mejor que hay en tu familia. Que yo diga que eres nieta de un taxista no significa que me meta con él. Cada uno venimos de dónde venimos". Yo creo que Letizia no ha engañado a nadie y eso no significa que haya sido la persona más adecuada para convertirse en reina consorte. El día de su presentación le dijo a Felipe: "Déjame hablar a mí y no me interrumpas" y desde entonces se ha comportado tal y como lo hizo ese día.

Informalia: Reconoces que es muy duro venir de una familia modesta y entrar en una Familia Real donde hay dos infantas como Elena y Cristina. Y dices que "Letizia supo poner a las infantas en su sitio porque la infanta Elena es muy faltona y la infanta Cristina tiene mucho carácter". En tu libro reconoces que entras como entró Letizia en la Casa Real, o te anulan...

Jaime Peñafiel: Es verdad. Letizia entró como un elefante en una cacharrería porque si no entra así, la devoran. Ninguno de los tres –ni Felipe ni las infantas-se ha casado con quien ha debido hacerlo. Sólo hay que ver cómo han acabado los matrimonios de las infantas Elena y Cristina. ¿Y el de Felipe con Letizia? Doña Sofía intentó ayudar a su hijo cuando se enamoró de Letizia y mira lo que se manifestó hace dos años en la catedral de Palma de Mallorca, cuando Letizia se enfrentó a doña Sofía. Fue el hecho más desagradable que ha habido en la monarquía de una manera pública. Y, además, sin venir a cuento, porque nadie entendió que se castigara a una abuela que lo único que quería era hacerse una foto con sus nietas. Fue una ofensa pública para doña Sofía y los españoles se pusieron al lado de ella y la reparación tenía que haber sido pública. Pero el único que se comportó como debía fue don Juan Carlos. Felipe no defendió a su madre, su nieta Leonor se alzó incluso contra su abuela con aquel manotazo de desprecio cuando doña Sofía la cogió por el hombro y el único que dijo "esto no se puede tolerar" fue don Juan Carlos.

Informalia: Desde entonces, los Reyes eméritos parecen más unidos...

Jaime Peñafiel: Es cierto. Desde entonces cambió la actitud de don Juan Carlos con doña Sofía, empezó a ser más atento y más agradable con ella. No se reconciliaron, pero creo que él se dio cuenta de la soledad familiar en la que vivía doña Sofía.

Informalia: Según explicas en tu libro, la reina de España se llamaría hoy Eva (Sannum) en lugar de Letizia si no se hubiera dado el atentado a las torres gemelas de Nueva York el 11 de septiembre...

Jaime Peñafiel: El propio Felipe le dijo a Aznar por esos días que iba a anunciar su compromiso y don Juan Carlos se asustó porque no sabía nada. Pero después del derribo de las dos torres y los casi 3.000 muertos, el mundo no estaba para anunciar bodas. Y el Rey por entonces le encargó a Fernando Almansa, jefe de la Casa Real y paisano mío, que le dijera a Felipe que eso se había terminado. Porque don Juan Carlos no se atrevió a decírselo personalmente a su hijo. El atentado se llevó miles de vidas y también a Eva Sannum como futura reina de España.

Imagen

Informalia: Por entonces se criticaba ese noviazgo porque Eva es extranjera...

Jaime Peñafiel: Yo fui el primero que lo critiqué y tengo que entonar el "mea culpa". ¡¡¡¡Como si las últimas reinas que hemos tenido no fueran extranjeras!!!! Desde Cristina, que era austríaca, a Victoria Eugenia que era inglesa y doña Sofía es griega. Pero claro, Eva Sannum había sido modelo de ropa interior y todo el mundo le había visto las tetas- parece ser que una reina no puede tener tetas-, aunque ella estaba soltera y no divorciada.

Informalia: En el libro dices que el rey Felipe VI sufre narcolepsia y que se duerme en cualquier sitio y en cualquier situación...

Jaime Peñafiel: No se sabía, pero ojo, yo digo en mi libro que sufría narcolepsia de niño y de adolescente, no que la sufra ahora. Me lo contó su preceptor, el general Alsina y después él mismo ha explicado en un libro que las clases a Felipe se las daba de pie para que no se durmiera. Y la famosa noche del 23 F, en la que don Juan Carlos obligó a su hijo a estar con él en el despacho.

Informalia: El truco que le das a doña Letizia para evitar su cansancio y que pone en práctica la reina de Inglaterra, que recoges en "Anécdotas de oro", ha sido tachado de machista...

Jaime Peñafiel: (Se parte de risa) "Abra ligeramente las piernas. Mantenga los pies bien paralelos. Asegúrese de repartir su peso de igual manera sobre cada uno". Es todo lo que hay que hacer. La madre del príncipe Carlos, que ya tiene 93 años, lo pone en práctica para que sus súbditos no le noten ningún síntoma de cansancio y para lograr sobrevivir a los extensos besamanos. Ella se lo ha contado a una amiga suya y ésta, a su vez, lo contó a la prensa.

Imagen

Informalia: ¿Cómo averiguaste que Paloma Rocasolano, la madre de doña Letizia, copió en un examen de Historia de Grecia en la carrera que estudió de adulta.

Jaime Peñafiel: En su momento, hace quince años, se supo. La pillaron copiando y la echaron. No se ha divulgado, pero yo lo sé, no porque sea un especialista en Casas Reales sino porque tengo muchos informadores. Recibo todo tipo de llamadas y de cartas, tengo fotos, vídeos...hasta unas fotos de Letizia de cigarrera, vendiendo pitillos en Guadalajara, que me ha mandado una mexicana. Tengo tal archivo que ya le he dicho a Carmen, mi mujer, que el día que yo me muera lo queme porque a mí no me gusta que nadie me utilice contra nadie. Yo me busco la vida como puedo, pero a mí nadie me va a utilizar...

Informalia: Hablas de falta de transparencia de cuánto costó la boda de Felipe y Letizia.

Jaime Peñafiel: Así es. Una semana antes se casaron Federico de Dinamarca y Mary Donaldson, y a los cuatro días se publicó el coste de ese enlace, incluso los sueldos de los funcionarios que ese día no habían ido a trabajar, que incluyeron como gastos de la boda. Aquí se han conocido algunas partidas pero no se sabe cuál fue el presupuesto, ni quién lo aprobó, si el Consejo de Ministros, el Parlamento... Felipe, el día de su coronación habló de transparencia, pero no la hay. Sólo sabemos el presupuesto de Casa Real y su sueldo, nada más y hasta eso es criticable porque el sueldo del Rey debería estar sometido al IPC, como todo el mundo. De la misma forma que no sabemos a dónde se van de vacaciones en Navidad o en Semana Santa. En Casa Real dicen que eso pertenece a su vida privada, pero los Reyes no tienen vida privada, sí intima, pero un jefe de Estado no tiene nada más. Para mí, la reina más espectacular del mundo es Máxima de Holanda, por su naturalidad. Hasta cuando se pone las tiaras se ríe de lo que lleva en la cabeza. Letizia, en cambio, es tan hierática, tan distante, tan agresiva en su mirada que, hasta cuando sonríe, agrede. Resulta antipática.

Informalia: Has hablado de plebeyización de la monarquía. ¿Es algo negativo?

Jaime Peñafiel: La monarquía es una institución medieval y no se puede democratizar. Democrática es una república, la monarquía es lo que es, pero su razón de ser es que todos sus miembros sean ejemplares y lo parezcan. Quizás la palabra plebeyo sea agresiva, pero digamos que la monarquía se ha intentado modernizar, aunque con escasos resultados. Las pasadas navidades, por ejemplo, no es normal que en lugar de visitar algún belén o asistir a un oficio religioso, como es la tradición, Letizia lleve a sus hijas solamente al cine en versión original con subtítulos. Las familias reales de todo Europa acuden juntas a oficios religiosos de Navidad. Todas. Como dijo el rey Faruk hace un tiempo, dentro de unos cuantos años sólo quedarán cinco reyes: los cuatro de la baraja y la reina de Inglaterra.

Informalia: ¿Cuál es el truco de la corona británica para superar los escándalos?

Jaime Peñafiel: Que es un atractivo turístico como el Big Ben. Los británicos tampoco son monárquicos, pero tiene un respeto reverencial por la figura de la reina, por obsoleta que ésta sea. Doña Sofía contaba una anécdota en su día, cuando estaban en Bunkingham con don Juan Carlos, invitados a una cena de gala por la reina Isabel, que es prima de ellos. Antes de la gala salieron a dar una vuelta por los jardines del palacio y se cruzaron con una señora con pañuelo en la cabeza y con botas de goma, paseando al perrito. Al cruzarse, les dijo: "Good night". Y doña Sofía dijo a su marido: "Juanito, es la reina". Porque Isabel II está por encima del bien y del mal de la monarquía. Es un símbolo.

Informalia: En tu libro también hablas de la cirugía estética de Letizia y lo planteas como una frivolidad. ¿Por qué?

Jaime Peñafiel: De la foto de Letizia cuando se anunció el compromiso con Felipe a la de hoy no tiene nada que ver. ¡Se ha retocado todo! Me parece una frivolidad como ejemplo y también una falta de seguridad enorme. ¡Mira la novia que tiene Froilán, que a los 21 años se ha puesto tetas, culo y se ha retocado la cara! No quiero compararlas, pero...

Imagen

Informalia: Iñaki Urdangarin ya ha disfrutado de su primer permiso tras cumplir un cuarto de la pena en prisión. ¿Volverá rehabilitado a la Familia Real?

Jaime Peñafiel: Él cometió lo que cometió y lo está pagando. Lo de estas navidades ha sido un derecho penitenciario que ha tenido, no un privilegio. Pidió siete días de permiso y le dieron cuatro, lo que fue una mezquindad de las autoridades penitenciarias. Yo estoy de acuerdo con Letizia en que Urdangarin dañó a la institución en su momento y Felipe tuvo que poner un cordón sanitario en torno a la familia, distinguiendo Familia Real –él, Letizia, las infantas y los reyes eméritos- de familia del Rey. Y ahí pagaron justos por pecadores porque la infanta Elena también lo sufrió sin haber hecho nada. Pero creo que lo de Letizia y Cristina y Urdangarin se ha convertido en un enfrentamiento personal y este año no han podido reunirse a celebrar las navidades en Zarzuela y se han tenido que quedar con la familia de él. ¡Es muy difícil que eso se pueda restañar!

Avatar de Usuario
OLVIDE

Azul y Rosa - MI SEMANA - Cronica de Jaime Peñafiel

Mensajepor OLVIDE » Mar 14 Ene, 2020 7:06 am

de contestarle a Jaimito esa fleha arriba que Penafiel pone a Monolo Moles. Jaimito nos dice hasta el cansancio: '' VALGO MAS POR LO QUE CALLO QUE POR LO QUE... HABLO...?'' Sera por ese ''valor callado'' de Jaimito por lo que no nos cuentas la verdad de Moles. El critico taurino Manolo Moles es homosexual, con todo mis respetos para todos los homosexuales, pero NO tengo respeto por 1 critico taurino como Moles que como le dijo Navalon: '' TU VES LAS CORRIDAS DE TOROS POR EL OJO DEL CULO...'' Lo cierto es que Moles, solo escribia sobre el torero que le gustaba fisicamente.
Cuando reaparecio el gran maestro Antonio Ordonez, ya no era el mismo Antonito de los 20 anos y le pidio (Ordonez) a Navalon que no fuera tan duro con el en sus cronicas. Textualmente no recuerdo. Lo que SI recuerdo mas o menos es la repuesta de Navalon: '' PODEMOS SEGUIR SIENDO AMIGOS PERO YO ESRIBO LO QUE VEO EN EL RUEDO''

Dicen que Antonio Ordonez tenia 1 cuerpo envidiable y que cuando reaparecio lo entrevisto Moles varias veces. Ordonez, a sabiendas supongo de su buen cuerpo, recibia a Moles desnudo con 1 toalla envuelta en la cintura. Tanto molesto al suegro de Ordonez: Domingo Dominguin que 1 dia le dijo: '' YA SE QUE TU NO ERES MARICON ANTONIO, PERO TE GUSTA MOSTRAR TU CUERPO SEMI-DESNUDO A ESE MARICON DE MOLES...''

Si algun lector quiere aber quien era Moles como critico taurino, solo tiene que teclear en GOOGLE: adios manolo moles... ya era hora...
La verdad es que hoy la tauromaquia esta muerta y segun GOOGLE Moles ultimamente se vendia al mejor postor. Lo creo, porque no es solo Moles, son hoy casi todos los criticos taurinos los que se venden al '' MEJOR POSTOR'' solo hay 1 excepcion muy rara y de muy tarde en tarde, esperad a que el critico taurino de EL PAIS Antonio Lorca pille una de sus famosas rabietas y nos diga la verdad. Asi, Jaimito, tendre que creer que vale mas por lo que callas que por lo que escribes.
former Assia

Avatar de Usuario
Maritxu
Gafapasta
Gafapasta
Mensajes: 980
Registrado: Lun 16 Sep, 2019 5:05 pm
Ubicación: Zugarramurdi
Flag: Spain

Re: Azul y Rosa - MI SEMANA - Cronica de Jaime Peñafiel

Mensajepor Maritxu » Mar 14 Ene, 2020 11:48 pm

Peñafiel escribe en la revista Pronto también, unos artículos para llevar a la cama cuando tienes insomnio, porque te quedas narcotizado después de la segunda línea. Se repite más que el ajo el pobre hombre.

Avatar de Usuario
Invitado

El Rey y yo - Jaime Peñafiel

Mensajepor Invitado » Jue 16 Ene, 2020 2:22 am

    Imagen


    Imagen
    Opinión
    _______________________________________________

    El Rey y yo

    Jaime Peñafiel
    _______________________________________________




Que Pedro Sánchez no siente por Felipe la menor simpatía, se puso de manifiesto en los recientes debates en el Congreso del que salió elegido Presidente. Fue incapaz de defenderle ante los ataques de algunos de sus impresentables socios.

Después de esto, no entendí como Letizia pudo departir, de forma relajada y amistosa, con él durante la recepción con motivo del Día de la Pascua Militar. Como si nada hubiera pasado, habiendo pasado tanto.

Cierto es que el propio Sánchez, en su infumable “Manual del resistencia”, escribe sobre la buena relación entre él y la consorte: “Nos reunimos en el despacho del Rey en La Zarzuela y la Reina se acercó para saludarme. Ella como yo también estudió en el Instituto “Ramiro de Maeztu”. Quería conocerme personalmente, un gusto que yo le agradecí”.

Dicen personas cercanas tanto a Letizia como a Sánchez que entre los dos existe una mutua simpatía. No hay duda que el 6 de enero se puso de manifiesto.

Después de todo lo que ha pasado estos últimos días, me gustaría saber si lo que escribió en su autobiografía sigue teniendo vigencia o, lo que es peor, si era verdad.

Me van a permitir mis lectores, tan críticos ellos sobre todo lo que escribo, que reproduzca algunas de las cosas que entonces escribió el impresentable Sánchez sobre sus relaciones con el Jefe del Estado que, visto lo visto estos días, eran mas falsas que el juramento de Judas.

Escribía Pedro: “Don Felipe y yo tuvimos la oportunidad de conocernos de verdad en lo más personal y en seguida nos reconocimos mutuamente”.

Pienso que Sánchez descubrió que Felipe era un pobre hombre, una buena persona sin esfuerzo. Tan buena persona que “cuando dimití como Secretario General me llamó para darme ánimos, demostrando esa complicidad especial que habíamos tejido”. Sánchez confundió un gesto de cortesía con una complicidad.

Pienso que, tal y como se está comportando, ha confundido últimamente los papeles. Porque “esa corriente de confianza mutua” de la que escribía ha debido transformarse en mutua desconfianza. Ni Felipe se fía ya de Pedro y éste mucho menos del Rey. Y se equivoca el Presidente cuando piensa y lo escribe que “el hecho de pertenecer a la misma generación nos acerca”. “La relación de complicidad entre Felipe y yo sigue superando a día de hoy la institucional para entrar en el terreno de la amistad… se estableció una relación muy franca de amistad”.

Pedro Sánchez se olvida que la amistad es una relación entre semejantes y, tratándose del Rey, esa igualdad no es posible. De existir, debe ser tomada tan solo como un honor que obliga y no como un salvoconducto que legitima.

El Presidente ha demostrado, una vez mas, la falta de respeto al Jefe del Estado informándole ¡por teléfono! de la composición de su Gobierno cuando lo obligado, protocolariamente, hubiera sido acudir al palacio de La Zarzuela para informar personal y directamente al Rey.

Don Felipe debía haberle respondido: Ya lo conozco por los periódicos. Gracias. Para, a continuación, colgarle el teléfono. No se merecía otra respuesta. Es indignante la forma de ningunearle que tiene. Es como si Sánchez le estuviera diciendo “el Rey soy yo”.

Y no, señor Sánchez, no, también se equivoca en esto.

Entiendo que el rey Juan Carlos esté profundamente disgustado.

    Imagen




Volver a “La Casa Real”