CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Publicar una respuesta


Esta pregunta es una forma de evitar inserciones automatizadas por spambots.
Emoticonos
:cry: :blackeye: :up: :loker :fire: :lol: :grin: :calceta: :pinocho: :shock: :mrgreen: :clown: :juas: :>D: :pukeright: :x :bravooo: :sun: :clap: :salute: :happy0021: :sherlock :wave: :cheerleader3 :guitarman: :bobas :up2 :door :glob :smt031 :roll: :king: :FUCK YOU: :blah :kiss :welcome :eat :bowdown2 :eusaprayrf4: :juggle :cool: :walkman :yes: :pc :pale: :jump :amen: [-X :drunk :smoke :angrywife :acomer:
Ver más emoticonos

BBCode está habilitado
[img] está habilitado
[Flash] está habilitado
[url] está habilitado
Emoticonos están habilitados

Revisión de tema
   

Expandir vista Revisión de tema: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Re: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Assia » Dom 26 Jul, 2020 4:13 am

No he leido el articulo o entrevista a Pilar. Me basto con leer ese embuste de que su madre queria que tuviera ese ducado. Que le pregunten a su hermano Gabriel porque Pilar tuvo ese ducado.
Luisa Isabel, mas conocida por la duquesa roja, le quiso dar a Pilar 1 titulo de marquesa, porque el ducado de Fernandina era 1 ducado que pertenecia al de Medina Sidonia y 1 vez que desapareciera la duquesa roja, el ducado perteneceria al actual Duque de Medina Sidonia. Pero Pilar se empeno en tener el ducado de Fernandina y que paso…? Simplemente, que la duquesa roja llego a 1 acuerdo con su hijo mayor, el actual Duque de Medina Sidonia y como el actual Duque de Medina Sidonia, es 1 ''imbecil'' (lo de imbecil lo dijo su madre) Dijo SI a todo lo que su madre, la duquesa roja le pidio: que consintiera que Pilar llevara el titulo de Fernandina. No olvidemos, que por ese tiempo, Pilar era la sombra de su madre para conseguir lo que queria.

1 vez que su madre y su hermano le ''regalaron'' el titulo, Pilar ya no quiso saber nada mas de su madre a la que acusaba de estar influenciada por la que hoy es la viuda de la duquesa roja.

NO. Pilar sabia que su madre siempre quiso darle el titulo de marquesa no recuerdo el nombre, pero Pilar queria el titulo de Duquesa de Fernandina y lo consiguio porque su madre convencio al ''imbecil'' de su hijo de que le dejara ese titulo a su hermana. 1 vez muerta, Luisa Isabel, el hijo mayor, actual Duque de Medina Sidonia, reclamo legalmente el titulo de Fernandina. Pilar tendria que saberlo que ese titulo 1 vez muerta su madre podria reclamarlo en los tribunales su hermano o su sobrino. Ahora Pilar, NO tiene ningun titulo por no haber escuchado a su madre y creer que su hermano le dejaria ese titulo que fue todo 1 arreglo entre la duquesa roja y su hijo mayor. El que sabe todo lo que paso con ese arreglo entre la duquesa y su hijo mayor es Gabriel que estaba furioso con ese arreglo entre su madre y su hermano mayor.

CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Invitado » Dom 26 Jul, 2020 3:31 am

Imagen
Luisa Isabel Alvarez de Toledo, Duquesa de Medina Sidonia y conocida popularmente como la Duquesa Roja, en una imagen de su juventud

Los Medina Sidonia: un “menage a trois” desmentido y sin rastro de la herencia

La Duquesa Roja quiso desheredar a sus tres hijos y para ello creó una Fundación dotándola con todos sus bienes, sin apartar siquiera los que deberían ser su herencia legítima

Hace unas semanas, el periódico “The Times” destapaba un supuesto “ménage à trois” en el palacio ducal de Medina Sidonia en Sanlúcar de Barrameda, y este pasado jueves tenía lugar también, en un juzgado de Madrid, el último juicio de la familia por el honor de la fallecida Duquesa Roja. Las vidas de los tres hijos de Isabel Álvarez de Toledo –Leoncio, Pilar y Gabriel de Gregorio–, los Medina Sidonia, supera cualquier guión de ficción de Hollywood. Interminables juicios, decenas de títulos nobiliarios perdidos, una matriarca, la Duquesa Roja, encarcelada por Franco que se casa con su secretaria once horas antes de morir, una fundación mal constituida, una madrastra que ya hubiera querido para sí la Armada Invencible que el antepasado familiar no supo mantener a flote... Y, por tener, poseen hasta una hermanastra que espera que llegue su momento.

Sin la legítima

Leoncio, Pilar y Gabriel González de Gregorio Álvarez de Toledo acumulan el ADN de veintiséis generaciones con siete siglos a sus espaldas. La noble quiso desheredar a sus tres hijos y para ello creó una fundación dotándola con todos sus bienes, sin apartar siquiera los que deberían ser su herencia legítima. Algo que por ejemplo la Duquesa de Alba sí tuvo en cuenta. A día de hoy y con sentencia firme, solo es legal un tercio de la Fundación Medina Sidonia, el que se corresponde con el de libre disposición que es el que, según el Código Civil, podía usar como quisiera la fallecida. No se puede crear una Fundación para desposeer a los herederos del tercio que por ley les corresponde. En total, 33 millones de euros: 5 millones para Pilar y Gabriel, 16 para Leoncio y 7 para Liliane, que posiblemente nunca cobrarán al haber sido declarados todo el contenido de la Fundación como Bien de Interés Cultural con la máxima protección.

Imagen
Liliane Dahlmann contrajo matrimonio con la «duquesa roja» poco antes de que ésta falleciera en 2008

El litigio también se establece con la madrastra de los tres hijos, la viuda, Liliane Dahlmann. La misma a la que el periódico inglés, “The Times”, ponía el fin de semana pasado en el centro de un “menáge à trois” palaciego formado por la madrastra, el primogénito y la ex esposa del actual duque, Montserrat Viñamata.

En las páginas del citado diario se afirmaba que vivían todos muy “amorosos” en el palacio ducal de Sanlúcar. Es cierto que Leoncio se instaló en Semana Santa del año pasado en unas habitaciones del palacio, aunque ha pasado el confinamiento en Madrid porque se contagió con el Covid-19, y también que Liliane reside allí. Pero Montserrat juega en otra liga. “Nunca he vivido en Sanlúcar. Yo conocí a Liliane a los 20 años y era una amiga más de esa época de estudiantes en Barcelona, por eso la invité a mi boda con Leoncio. Estuve casada 15 años y no la veo desde hace 20 o 30, por lo menos. Estoy separada desde el 1990, tengo 63 y adoraba a mi suegra, pero hace mil años que no veo a nadie del otro lado. Todo esto es muy lejano para mí y me complica la vida porque soy autónoma y vivo una situación postcovid difícil. Quien ha insinuado algo así me perjudica mucho”.

La pregunta es: ¿cómo va a pagar?

A Lilianne, tanto le gustó Sanlúcar y el trabajo de archivo que se quedó allí con Luisa Isabel Álvarez de Toledo en el palacio ducal. El mismo en el que pocas horas antes de morir la duquesa se convertía en su esposa “in articulo mortis”. Además, Liliane les debe a sus hijastros la masa hereditaria de los bienes que recibió días antes del fallecimiento de Álvarez de Toledo, cuando se apreció “un vaciamiento de bienes del caudal hereditario que no habían sido donados a la Fundación”, concretamente, dos propiedades en Atlanterra, Cádiz.

El patronato de la Fundación Medina Sidonia lo componen representantes del Ministerio de Cultura, la viuda, el primogénito de la duquesa, la Junta de Andalucía, la Diputación y el Ayuntamiento de Sanlúcar. ¿Cómo pagarán a los herederos, los tres hijos y viuda, esta última, igual que el primogénito, agentes dobles, deudores y adeudados? El bolsillo duele, pero también exhumar el cadáver del padre para demostrar una paternidad filial. Los González de Gregorio también han pasado por ese trance y ahora tienen una hermanastra, Rosario Bermudo, que se une al otro hermanastro reconocido, Javier, quien sí recibió parte de una herencia paterna que Bermudo aún reclama.

En un juicio anterior, celebrado en Sanlúcar, Leoncio atribuyó a la duquesa haberle obligado a firmar una carta que denunciaba que la madre había preconstituido pruebas contra los dos pequeños perjudicándoles en el cobro de la herencia de la bisabuela. “Esa carta sirvió para pedir que Pilar y yo fuésemos condenados en un pleito que, a la postre, ganamos. Mi hermano no pudo probar que nuestra madre le obligase a firmar esa carta. Así que presenté una demanda en defensa del honor de mi madre. En la vista de este jueves en Madrid entre el primogénito y el pequeño de los Medina Sidonia por el honor de la Duquesa Roja, la fiscal no ha considerado lesivo para el honor de mi madre el proceder de mi hermano. Me temo que se va a considerar intrascendente lo declarado por Leoncio en el juicio de Sanlúcar ante Junta, Ayuntamiento y la Fundación. Me dolería mucho que quedase establecido judicialmente que nuestra madre obligó a mi hermano a ‘preconstituir’ pruebas contra Pilar y contra mí. ¿Tanto nos odiaba? A la postre, nos dejó sin legítima”.

Gabriel de Gregorio, aún no ha percibido las deudas reconocidas en su herencia

Dada la actividad política de la Duquesa Roja, madre de Gabriel de Gregorio, que estuvo presa y exiliada, éste se crió con un bisabuelo que a los cuatro años, en vez de leerle cuentos, le hablaba de finanzas, que es con lo que se gana la vida aunque se licenciase como Ingeniero de Montes por la Politécnica de Madrid. Nació en una familia con derecho a 25 títulos nobiliarios, de los que perdieron 21 para que Gabriel y su hermana, Pilar, tuvieran cero. Sus primeros recuerdos son de sus bisabuelos, los condes de la Mortera y duques de Maura, en un palacete de la calle Miguel Ángel, donde Gabriel Maura, ministro, senador, diputado y miembro de la Academia de la Historia, se vestía con chaqué para cenar. A su muerte, pasó a vivir con sus abuelos paternos, hasta que se independizó a los 19 y se instaló en un apartamento de Madrid con su hermano mayor, Leoncio. Se recupera de la picadura de una araña en la pantorrilla y espera con ansiedad que baje el sol para salir a pasear con su novia.

Es un personaje peculiar y aunque entronque con toda la nobleza española podría acabar pidiendo la Renta Mínima que defiende Pablo Iglesias, con el que podría pasar la tarde bebiendo unas cervezas Coronita, propiedad de unos parientes. También los Coronita se quedaron sin título por la desidia de Leoncio, actual duque de Medina Sidonia. “Mi hermano dice que fue mi madre quien perdió esos títulos. No es así. Se perdieron antes de que los dos hijos menores de la duquesa Roja pudieran tener uno. Algo que incomoda a no pocos de los que forman la actual nobiliaria. Para ellos lo natural es dejar a los hermanos sin legítima y sin título. Actitud atávica y antiestética totalmente coherente con el Antiguo Régimen”.

–¿Qué diferencias hay entre los Alba y ustedes?

–El hijo mayor de Cayetana, Carlos, no ha tenido que pasearse por los juzgados para justificar su colaboración con la Fundación Casa de Alba en vida de la madre. Mi hermano Leoncio sí, y sin justificar haber sido patrono de la Fundación en vida de mi madre, presentó demanda contra ella por defraudar su herencia. ¿Se imaginan ustedes a los hijos menores de Cayetana sin legítima y sin título nobiliario y al primogénito cargado de títulos? Porque no todos los pueden acumular los primogénitos. Eso de que, en nobiliaria, todo es para los primogénitos es un mito o un prejuicio más, por ejemplo: los títulos cuya sucesión fue modificada por la Ley de Cortes de 1534 se tienen que separar cada vez que se pueda. La desigualdad en la familia Alba es manifiesta. En la nuestra, aún mayor. En cuanto a los títulos, la costumbre en nuestras familias era repartir, obligados por esa Ley de 1534. Mi hermano decidió terminar con esta execrable costumbre «comunista» y ya ve. Consiguió el récord Guinnes de pérdida de títulos nobiliarios. Creo que somos la familia que más ha perdido. Un gran logro: la extinción masiva de títulos nobiliarios.

–¿Y la herencia materna la cobrarán algún día?

–Todavía me deben las deudas reconocidas en la herencia de mi madre. He tenido que ir a los tribunales para que me las paguen, si no, prescriben, porque el duque y heredero universal de mi madre, Leoncio, no me quiere recoger los requerimientos para romper la prescripción. Si la Fundación quebrase, consecuencia del Covid-19 y dado que dicen que no se puede vender nada, la Junta la rescataría y nosotros, como somos «accionistas», lo perderíamos todo. En consecuencia, dado el enorme coste de los pleitos para no recibir nada, pues me tendré que acoger a la Renta Básica Universal de Podemos. Otra vez acabo dependiendo de la nobiliaria. Espero que las grandes sagas de nuestro país no se dejen ennoblecer porque acabarán como nosotros. En mi caso, encomendado a la Renta Básica Universal.

CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Invitado » Dom 26 Jul, 2020 3:09 am

Imagen

Pilar González de Gregorio denuncia conspiraciones y no entiende la decisión del rey Felipe

Durante 19 años ha sido duquesa de Fernandina. Un título que su madre, Isabel Álvarez de Toledo, siempre quiso que tuviera. Pero el asunto se ha complicado y mucho


Durante 19 años, Pilar González de Gregorio ha sido duquesa de Fernandina. Un título que su madre, Isabel Álvarez de Toledo, siempre quiso que tuviera y así consta en el acta notarial que rubricó junto a sus dos otros hijos. Por razones ideológicas, la 'duquesa roja', que así se la conocía por su enfrentamiento con la dictadura, no lo rehabilitó. Su hija, en cambio, sí lo tramitó y recibió los informes favorables para poder utilizarlo como ha hecho durante todo estos años, hasta que una sentencia le quitó la razón. Un contencioso familiar fue la causa de la pérdida del título nobiliario que, a día de hoy y a falta de la publicación en el BOE, se encuentra en poder de Alonso González de Gregorio Villamata, su sobrino.

La escritora considera que, en la tramitación, hubo ciertas arbitrariedades que, en su día, puso en conocimiento del rey Felipe a través de Jaime Alfonsín, jefe de la Casa de su Majestad. Envió toda la documentación y nunca tuvo respuesta. Considera que, por lo menos, hubo irregularidades ya que no quiere pensar que existiera una mano negra.

Pregunta: ¿Durante cuánto tiempo pudiste utilizar el título de duquesa de Fernandina?

Respuesta: Desde 1993 hasta junio de 2012. Han sido diecinueve años.

P: ¿Y quién lo tiene ahora?

R: Mi sobrino Alonso González de Gregorio solicitó una nueva rehabilitación sin que la ley de 1988 haya cambiado y lo llamativo fue que el rey Felipe lo ha firmado. Es una cuestión de tiempo que aparezca en el BOE, y considero que en esa tramitación hay irregularidades.

Imagen

P: ¿Tu madre, Isabel Álvarez de Toledo, quería que tú lo tuvieras?

R: Mi madre me hizo la cesión en 1980. Me cedió sus derechos sobre el título y yo lo rehabilité. Lo pedí antes porque había una ley antigua que permitía solicitar un título sin límite de tiempo. No solo tuve la cesión de mi madre sino también de mis hermanos, y se firmó ante notario. Y, por supuesto, tuve los tres informes positivos que son preceptivos para la rehabilitación.

P: Te encargaste de rehabilitarlo y, por lo que dices, tenías toda la documentación en regla.

R: Una vez que lo rehabilité, mi hermano mayor, que era el que había firmado el acta notarial con anterioridad, me demandó en 1993 en nombre de su hijo, Alonso, que era menor de edad. Tuve un larguísimo pleito.

P: ¿Qué pasó?

R: Hay una serie de sentencias y me anulan el título que queda vacante a partir del 29 de junio de 2012, es decir, hace ocho años. La rehabilitación la dan si cumples los requisitos porque no es una sucesión. Cuando mi sobrino lo pide, sin que se modifique la ley, habría sido una segunda ejecución de sentencia que no se puede hacer porque, ya en 2012, no se lo concedieron. Lo llamativo fue que, hace dos años, le tramitaran la petición y de los tres informes que tienen que ser positivos, dos fueron negativos. En mi caso, tuve los tres positivos.

P: Esos informes, ¿quién los hace?

R: La Diputación de la Grandeza, la Abogacía del Estado a través del Ministerio de Justicia y un tercero del Consejo de Estado. Mi sobrino ha tenido como abogado al letrado mayor del Consejo de Estado, Leandro Martínez Cardos, y yo tuve a un abogado independiente. Es más, si a mí me hubiera faltado un requisito, no me lo habrían concedido.

Imagen

P: ¿Consideras que hubo arbitrariedades?

R: Lo que me parece es que todo ha sido muy raro. Desde luego que no ayuda a dar imagen de imparcialidad de un organismo público: qué casualidad que el único informe positivo es el del Consejo de Estado...

P: ¿El rey Felipe es quien firma la rehabilitación?

R: Sí, solo falta que se publique en el BOE. Es cuestión de tiempo. Una rehabilitación es casi una nueva concesión y, por lo tanto, se mira toda la documentación con lupa. Felipe VI no ha concedido ningún título y es muy extraño que se firme una rehabilitación con la mayoría de informes negativos. Me personé en el procedimiento, con lo que tuve acceso a toda la documentación.

P: ¿Enviaste toda esa información al palacio de la Zarzuela?

R: Sí, a Jaime Alfonsín en julio de 2019 que, además, incluía la cesión que me hicieron mi madre y mis hermanos ante notario. Nunca tuve respuesta.

P: ¿Puede haber una mano negra que no quiere que tú seas la duquesa de Fernandina?

R: Desde luego mi sobrino no quiere que yo lo sea... Él va a heredar muchos títulos de su padre y este es el menos importante. Se han cometido arbitrariedades: en una rehabilitación tienen que estar todos los informes positivos y no ha sido el caso. Pongo de manifiesto todo esto y protesto por sentido de la justicia.

CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Invitado » Dom 26 Jul, 2020 3:00 am

Imagen

Re: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Assia » Sab 02 May, 2020 7:32 am

Segun la viuda de Luisa Isabel Alvarez de Toledo, mas conocida por la ''duquesa roja,'' ha comentado a ABC.es, que va a ser muy dificil abrir el palacio de Guzman en Salucar de Barrameda al publico debido a la pandemia. Parece ser que contando por lo ''bajo'' la viuda de la duquesa roja, cree que ya ha perdido unos 70 mil euros al tener que cerrar la cafeteria y las habitaciones que alquilaban en el palacio a los visitantes que querian hospedarses en ese historico palacio de Guzman el Bueno.

CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Invitado » Sab 14 Sep, 2019 3:53 pm

Imagen
Liliane Mª Dahlmann, presidenta de la Fundación Casa Medina Sidonia, en el archivo.

El legado de la duquesa roja afronta una situación “crítica”

La ejecución de la sentencia por la herencia de Luisa Isabel Álvarez de Toledo enfrenta a sus herederos con la fundación que cuida del mayor archivo privado de Europa


Las ascéticas escaleras que conducen a uno de los archivos privados más importantes de Europa están decoradas por tres lienzos. Una señorita cuajada de tules interpela con gesto serio en el primero. En el segundo, sostiene un cigarro sonriente, rodeada de legajos antiguos. Y, en el último, la misma mujer aparece vestida de presa y encadenada a una corona. “Lo que querían que fuera, lo que yo quería ser y en lo que me convirtieron”, solía bromear su protagonista, Luisa Isabel Álvarez de Toledo, XXI duquesa de Medina Sidonia. Con su muerte, la ironía se ha convertido en la paradójica realidad de un valioso legado cultural de obras de arte y seis millones de documentos, participado por la Administración, pero atascado en una maraña judicial y familiar sin fin.

En la última planta de un impresionante palacio de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz), la Fundación Casa Medina Sidonia vela con mimo por la conservación de un archivo de 6.316 legajos y casi mil años de antigüedad. Fue Álvarez de Toledo quien encomendó la tarea a esta entidad, en la que implicó al Ministerio de Cultura, la Junta de Andalucía, la Diputación de Cádiz y el Ayuntamiento de Sanlúcar. Pero la preocupación se ha instalado ahora entre los patronos ante la inminente ejecución de una sentencia que pone en serias dudas la supervivencia de la fundación. Para agravar el entuerto, el primogénito y actual duque, Leoncio González de Gregorio, vive desde marzo en el monumento.

“Luisa Isabel crea la fundación porque cree que estos bienes tienen vocación pública y eso, ahora, está en peligro”, añade Liliane Dahlmann, viuda de la conocida como duquesa roja y presidenta del patronato. En junio de 2018, la Audiencia Provincial de Cádiz confirmó la sentencia que determinó que la noble desheredó a sus hijos al dotar a esta institución del palacio y el archivo. El juez estableció un nuevo reparto en el que sus hijos Leoncio, Pilar y Gabriel González de Gregorio son propietarios de un tercio de los bienes; el actual duque, de la tercera parte de mejora —aunque con el usufructo de Dahlmann— y la Fundación, del 30% de libre disposición.

Indivisible

Pero el magistrado también dejó claro que la hectárea y media de palacio y su contenido, valorados en unos 30 millones de euros, son indivisibles e indeslocalizables. La paradoja es evidente para José Gómez Villegas, abogado y presidente del consejo asesor de la fundación: “La situación es crítica. La sentencia es una entelequia, prácticamente inejecutable”. Pero no lo ve así el abogado de Leoncio González de Gregorio, Eduardo Ferreiro: “Que sea indivisible no quiere decir que los propietarios no puedan hacer uso ordenado del mismo”.

Y es justo lo que ya está haciendo su cliente desde que se mudó y se empadronó en el palacio. “Me lo han recomendado mis abogados”, reconoce el duque por escrito a EL PAÍS. Todo ello, pese a que la sentencia está pendiente de ejecutar porque una parte —que no afecta al monumento— está recurrida ante el Tribunal Supremo y a que González de Gregorio aún no ha recibido la herencia que, previsiblemente, le obligará a pagar un importante montante en concepto del impuesto de sucesiones.

Imagen

El duque vive recluido en “una dependencia anexa al palacio”, como él mismo explica. No abona nada por los gastos, según apuntan desde la fundación, aunque él asegura que su presencia no supone “ningún costo extra”. “Más bien creo que, por las circunstancias históricas, por mi profesión [profesor de Historia en la Universidad de Castilla La Mancha] soy un activo para la Fundación”, sentencia González de Gregorio. Pero en el palacio no lo ven igual. “Cuando hay cualquier evento o visitas, aparece y se presenta como el duque e interfiere en la interpretación cultural que se está realizando. No son actuaciones de una institución seria. Además, es un peligro, si pasa algo, la responsable soy yo”, explica Dahlmann preocupada.

"Esto hay que blindarlo. Sé que Isabel no descansará tranquila hasta que eso ocurra" (Liliana Dahlmann)
Para Gómez, esta forma de actuar del duque oculta otro fin: “Se ha marcado una hoja de ruta para desprestigiarla y quitarla de en medio [en referencia a Dahlmann]”. Y la situación podría complicarse más si a los otros dos hermanos les diese por mudarse un un palacio que también será de su propiedad. “Este patrimonio gestionado con cinco llaves, los hijos, la fundación y yo, sería imposible”, adelanta Dahlmann.

El desasosiego trasciende los vetustos muros de palacio y llega a las cuatro administraciones implicadas como patronos desde 1990. Mientras que el Ayuntamiento y la Diputación guardan silencio y el Ministerio de Cultura muestra su “respeto” por las decisiones judiciales, el vicepresidente de la Junta, Juan Marín, reconocía el pasado lunes su “preocupación” por la viabilidad de la institución y manifestaba su deseo porque todo “algún día sea público”

Imagen
Fotos de Luisa Isabel Álvarez de Toledo junto a algunos objetos personales en el palacio de Sanlúcar de Barrameda.

No a las negociaciones

El duque le agradece sus palabras y le anima “a un debate interno sincero”. Pero también dice que “no es momento” de hablar de negociaciones concretas. No lo ve así Miguel Ángel Vázquez, anterior consejero de Cultura de la Junta: “La obligación es llegar a un acuerdo entre las distintas administraciones para hacer frente común”. El socialista incluso llegó a estudiar la posibilidad de ofrecer a los herederos la compra de sus partes de la propiedad en la que se les compensase “en especies” el pago del impuesto de sucesiones andaluz.

"La sentencia es una entelequia, prácticamente inejecutable"
José Gómez Villegas, abogado de la fundación
La pasión de la duquesa roja porque el palacio y su contenido no se perdiesen ya la llevó a promover una protección que, convertida hoy en bien de interés cultural, ha sido clave para evitar su fragmentación durante el proceso judicial. “Como mis hijos no parecen inclinados a sacrificarse por conservar este patrimonio, aunque sí a disfrutarlo, transformando el cuadro y el documento en ‘bien vendible’, quisiera pedirle que, con el fin de evitar nuevas pérdidas, lo declarase monumento histórico-artístico”, llega a afirmar Álvarez de Toledo en una misiva enviada en mayo de 1977 a Fernando Chueca Goitia, entonces director de Patrimonio Artístico Nacional.

Hace ya 11 años que la duquesita, como era conocida en Sanlúcar, falleció poco después de casarse con la que también fue artífice de ordenar el legado de los Medina Sidonia. La historiadora Dahlmann se unió hace 38 años a un proyecto personal que ya enfrascaba buena parte del tiempo de Álvarez de Toledo, que tardó una década en catalogar los documentos que languidecían en un guardamuebles de Madrid. La duquesa consiguió poner en pie su archivo, pero su voluntad está lejos de cumplirse.

En la calurosa mañana del domingo, los visitantes pasean despreocupados por el palacio de los Medina Sidonia. Ni se percatan del desasosiego que campa a sus anchas en la sede de una fundación que, envuelta en un entuerto familiar, teme que el valioso legado cultural que custodia acabe convertido en carne de papel cuché. “Esto hay que blindarlo. Sé que Isabel no descansará tranquila hasta que eso ocurra”, zanja Dahlmann apesadumbrada.

Una fundación ‘barata’

Los estatutos de la Fundación Medina Sidonia establecen siete patronos, de los que cuatro son administraciones públicas. En virtud de este derecho y obligación, el Ayuntamiento de Sanlúcar, la Diputación de Cádiz, la Junta de Andalucía y el Ministerio de Cultura contribuyen el sostenimiento económico de una entidad que les supone gastos relativamente escuetos. La institución gestiona en el palacio una hospedería y una cafetería que, junto con las visitas culturales a un precio de cinco euros por persona, permiten aportar la mitad de los 460.000 euros de presupuesto anual de la entidad. Con la otra mitad pública, se hace viable el sostenimiento de una fundación en la que 14 trabajadores hacen posible el acceso del público a un patrimonio cultural de bienes artísticos y documentales único en España.

CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Invitado » Mié 12 Jun, 2019 1:58 am


D.Leoncio Alonso González de Gregorio y Álvarez de Toledo

Re: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Assia » Vie 07 Dic, 2018 9:54 pm

No, se exhumio el cadaver del marido de la duquesa roja. Gabriel es 1 embustero, pero el actual Duque de Medina Sidonia y su hermana Pilas como el hermano de padre Javier, estan callados.

CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Invitado » Vie 07 Dic, 2018 4:07 pm

ImagenEl aristócrata José Leoncio González de Gregorio, a caballo.

El marido de la ‘duquesa roja’ es el padre de la hija de una sirvienta

Una sentencia reconoce la paternidad de José Leoncio González de Gregorio. El abogado de la demandante estima la herencia que le corresponde en dos millones


"Siento una alegría inmensa. Sabía que era verdad, siempre he ido con la verdad por delante... qué alegría más grande". Son las palabras de Rosario Bermudo, de 67 años, después de que un juez le haya dado la razón y haya certificado que su padre fue José Leoncio González de Gregorio y Martí, marido de la duquesa de Medina Sidonia, Luisa Isabel Álvarez de Toledo y Maura, más conocida como la duquesa roja. En mayo de 2017, la prueba de ADN ya confirmó que Bermudo fue fruto de una relación entre el aristócrata madrileño y Rosario Muñoz, quien trabajó como sirvienta en la finca que la familia tenía en Badajoz. "Mi madre me contaba que los dos estaban muy enamorados, y que él supo que ella se quedó embaraza cuanto tenía cerca de 18 años", recuerda Bermudo. El abogado de la que es la primogénita de González de Gregorio, Fernando Osuna, estima que a su cliente le corresponde una herencia de unos dos millones de euros.

El silencio que durante décadas guardó su madre fue roto hace unos cinco años por Bermudo, quien consiguió que, en junio de 2015, un juez ordenara la exhumación de los restos de González de Gregorio, fallecido en 2008, del panteón familiar en Quintana Redonda (Soria). La exhumación no se produjo hasta casi dos años después. Y en mayo de 2017 la prueba de ADN confirmó lo que Bermudo venía diciendo. "Han sido cinco años muy largos y duros, pero se ha hecho justicia", afirma la heredera. Ahora, en su resolución, el titular del juzgado de primera instancia 77 de Madrid hace mención de que la prueba de paternidad practicada arrojaba una coincidencia del 99,9%, lo que lleva a "estimar la filiación paterna de doña Rosario Bermudo Muñoz respecto de don José Leoncio González de Gregorio y Martí".

Imagen
Rosario Bermudo, reconocida legalmente como hija del marido de la duquesa roja

El magistrado también acuerda condenar a todos sus hermanos a pagar las costas, una decisión que ha indignado a Gabriel González de Gregorio, el tercer hijo de González de Gregorio y de la duquesa. "Se nos ha condenado solo porque somos Media Sidonia, porque pagar las costas equivale a reconocer que nosotros obstruimos el procedimiento de alguna manera. Se nos señala por ser malos ciudadanos, cuando no hubo impedimento por nuestra parte", explica a este diario en conversación telefónica. Además de a Gabriel, González de Gregorio tuvo con la duquesa a Leoncio Alonso y Pilar. También tuvo con otra mujer a Javier. "No nos opusimos a la demanda, no somos demandantes y se nos condena en costas", alega antes de señalar que sus hermanos Pilar y Javier se sometieron voluntariamente a la prueba de ADN. "Nadie puede alegar que ha habido obstrucción a la justicia", insiste.

Asimismo, el hijo del aristócrata entiende que la propia admisión a trámite de la demanda de paternidad es cuestionable, ya que como pruebas se aportó la saliva de su hermano mayor, Leoncio Alonso, y una fotografía familiar en blanco y negro. "La saliva recopilada ilegalmente no es válida y durante el juicio Rosario ni siquiera fue capaz de identificar ni a su madre en la foto", sostiene.

Tras esta resolución, Osuna señala que está en negociaciones con los cuatro hermanos de Bermudo para llegar a un acuerdo sobre la herencia. "Si no logramos que se reparta como corresponde, tendremos que ir a juicio", apunta Osuna. "Estoy muy contenta porque por fin se ha reconocido que decía la verdad, hay quienes no me creían. Y, en cuanto al dinero, veo muy difícil que se consiga tal cantidad", señala la hija, quien confía en Osuna en los pasos a seguir. "Si dice que hay que ir a juicio, se va. Estoy en sus manos", dice Bermudo.

Sobre este reparto, Gabriel González de Gregorio ha advertido: "Soy partidario de reconocer sus derechos, pero el de la herencia es otro pleito que será muy interesante, pero que no tiene nada que ver con este". El benjamín cuestiona la oportunidad de que Bermudo decidiese reclamar la paternidad de su progenitor mucho tiempo después de su fallecimiento y está convencido de que todo el procedimiento es un "pleito interesado en su herencia" en el que "se ha procedido con discriminación" por sus apellidos.

Este periódico ha tratado de ponerse en contacto con Leoncio Alonso González de Gregorio, actual duque de Medina Sidonia, pero este ha rechazado hacer cualquier tipo de declaración. Su abogado también ha declinado pronunciarse.

Re: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Assia » Jue 06 Dic, 2018 6:00 am

Rugo al ''miserable Hacker'' que no me robe ni me borre otra vez el mensaje dejandome la pantalla en negra.

Gracias a la ADN, se ha comprobado que la Sra. Rosario Bermudo, es hermana de padre de los 2 hijos e hija de la duquesa roja. El abogado de la Sra. Bermudo reclama unos 2 millones de euros de la herencia de su padre y el juez, ha cargado los gastos a los 2 hijos e hija de la duquesa roja. Segun la prensa, dice que ninun hijo del ex-marido de la duquesa roja cobraron esa herencia del padre. Ya sabemos que el ex-marido de la duquesa roja desheredo a los hijos, pero nombro heredera universal a su unica hija: Pilar. El actual Duque de Medina Sidonia, no ha querido comentar nada. El unico que se ha quejado a la prensa ha sido el hijo menor: Gabriel. De Pilar no se nada porque la prensa no parece que hasta el presente la haya contactado.

Re: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Assia » Sab 18 Ago, 2018 3:57 am

En este TEMA, (no se en que pagina estara) hay 1 video donde claramente dice la duquesa roja: '' EL ARCHIVO LEGALMENTE ES MIO PERO MORALMENTE ES DE TODOS LOS ESPANOLES.... PARA EL ESTADO NADA... PARA LOS ESPANOLES TODO...''

Re: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Assia » Sab 18 Ago, 2018 3:48 am

Perdona, no habia visto la foto de la viuda de la duquesa roja con el Pedritoo y su Begona. Gabriel, enterate ya de 1 vez y para siempre que NO HAY PAGNE SONANTE Y CONTANTE PARA PAGAROS ESA LIGITIMIDAD QUE EXISTE EN ESPANA PARA LOS HIJOS DESHEREDDOS.

Re: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Assia » Sab 18 Ago, 2018 3:44 am

Mira por donde estoy de acuerdo con el excentrico hijo menor de la duquesa roja. Ni '' la duena del circo'' como la llama Papi, ni Pedro Sanchez tenian que haber sidos invitados a lo que la prensa andaluza llamo: '' LA FUNDACION DE LA DUQUSA ROJA'' Por suerte no vi y digo NO VI, que la viuda de la duquesa roja saliera al recibirlos o a despedirlos. La Duquesa roja dijo bien claro que detestaba a todos los partidos politicos espanoles, pese a que ella se lamento que en las ultimas eleccions antes de morir, voto por el PSOE y se arrepintio.

CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Invitado » Sab 18 Ago, 2018 3:32 am

Imagen
VISITA INSÓLITA. Sánchez y Merkel recorrieron los jardines del palacio sanluqueño.


MEDINA SIDONIA
MOLESTOS CON LA VISITA DE SÁNCHEZ

Gabriel Medina Sidonia considera que la elección del presidente del Gobierno del palacio como lugar de encuentro con Merkel puede entenderse como un posicionamiento a favor de la fundación, con la que los hijos están enfrentados para recuperar su parte de la herencia.

EDUARDO VERBO


A GABRIEL GONZÁLEZ DE GREGORIO, HIJOmenor de Luisa Isabel Álvarez de Toledo, la fallecida duquesa de Medina Sidonia, no le ha sentado nada bien la elección del palacio de los Guzmanes en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz), sede de la fundación Medina Sidonia, como escenario para el encuentro entre Pedro Sánchez y Angela Merkel. El pasado fin de semana, el presidente del Gobierno y su homóloga alemana se citaban en el edificio de estilo hispano-musulmán del siglo XII para hablar sobre política migratoria.

Imagen
Imagen
Imagen
ABRAZO. Secuencia del efusivo recibimiento que Liliane brindó al presidente y a su mujer Begoña.

De ese modo, Sánchez se convertía en un protagonista colateral más de la batalla que durante los últimos años libran los hermanos Medina Sidonia contra la fundación para obtener su parte de la herencia de su madre, quien intentó privarles de ella al donar todo su patrimonio a la misma. Una guerra que sigue su curso en los tribunales, ya que tras la sentencia de la Audiencia Provincial de Cádiz en la que se reconocían sus derechos, falta que el Tribunal Supremo se pronuncie. Una situación tensa y delicada en la que la entrada en acción del presidente del Gobierno ha sorprendido a los que siguen con interés el caso.

Los primeros en aparecer en el palacio fueron Sánchez y su esposa, Begoña Gómez, quienes fueron recibidos por Liliane Dahlmann, la viuda de la duquesa y presidenta de la fundación, antes de que llegara Merkel, a quien más tarde la alemana también pudo saludar. De la efusividad con el jefe del Ejecutivo, abrazo incluido, se puede derivar una cierta complicidad, lo que ha terminado por caldear los ánimos de Gabriel quien atiende a LOC para explicar su opinión al respecto.

“El comportamiento de la fundación fue definido por la Audiencia de Cádiz como inadmisible, intolerable o indigno por haber impedido que los peritos nombrados por las albaceas de mi madre accedieran a los bienes para valorarlos, cuando ellos eran quienes los custodiaban. De acuerdo con ese proceder unos ciudadanos no pudimos defender nuestros derechos. Es más, la Fundación no aceptó nuestras modestas valoraciones alegando que los peritos no habían tenido acceso a los bienes. La Fundación no ha pedido disculpas por este proceder que no es de recibo en un Estado de Derecho. No me parece que un presidente del Gobierno que dice estar comprometido contra la corrupción –esa forma de proceder de la Fundación es corrupción– acepte la “hospitalidad” de esa institución pues puede interpretarse que el presidente puede estar de acuerdo con ese proceder”, comenta Gabriel a LOC.

Era la primera vez que el palacio recibía una visita institucional de tan alto nivel. “Cuando se constituyó la Fundación vino Mário Soares, ex presidente de Portugal, pero lo hizo a título personal y porque era muy amigo de mi madre”, apunta Pilar González de Gregorio, quien veranea en Sanlúcar y vivió la visita de ambos mandatarios como una vecina sanluqueña más.

La hija mediana de la llamada duquesa roja también ha mostrado su sorpresa por la visita de Merkel y Sánchez. “Me ha llamado mucho la atención y me ha soprendido, especialmente por la situación jurídica un tanto complicada en la que se encuentra la fundación”, desliza. “Ninguna visita a la fundación ha sido tan ruidosa como ésta y más teniendo en cuenta que hace menos de un mes la Audiencia dictó una sentencia muy comentada por la prensa. Se podría decir que esta visita nos quita toda la razón de cara al público. La Fundación es la “buena” y nosotros, unos salteadores de caminos”, finaliza su hermano Gabriel.

La referida sentencia de la Audiencia supuso un avance para los hermanos González de Gregorio frente a la viuda de su madre: la sentencia añadía al caudal hereditario de éstos dos parcelas de 2.700 y 2.800 metros cuadrados en la urbanización Atlanterra de la localidad gaditana de Tarifa que su madre quiso arrebatarles al simular una compraventa a favor de Dahlmann. El tribunal declara nulos tanto la compra como la declaración de obra nueva y se refiere a estas operaciones inmobiliarias como “fraudulentas”, ya que “no se le conoce a la señora Dahlmann actividad remunerada alguna o fuente diferente de ingresos con la que afrontar los pagos para esa compra”. Por tanto, Leoncio, Pilar y Gabriel se quedaban con la casa en la playa de su madre.

Al parecer, durante la visita, Merkel y su marido, Joachim Sauer, al igual que Sánchez y su mujer, se interesaron por conocer el extenso archivo de Medina Sidonia, integrado por más de seis millones de documentos, que está siendo fotografiado por los expertos para volcar el contenido de sus legajos a la red.

Los dos matrimonios degustaron en el palacio de los Guzmanes un menú formado por croquetas de rape, cóctel de marisco con langostinos, corvina de caña a la plancha con verduras salteadas y langostinos con tomate. Tras el encuentro, se desplazaron desde la playa de Bajo Guía hasta la de Malandar, ya en el parque Nacional de Doñana que también visitaron.


LA OTRA CRÓNICA EL MUNDO SÁBADO 18 DE AGOSTO DE 2018

Re: CARTA A MI MADRE, LA "DUQUESA ROJA"

Mensaje por Assia » Lun 02 Jul, 2018 5:45 am

Gracias Invitado. No creo que el archivo pueda ser valorado con dinero. Ese archivo es el mas codiciado de Europa y 1 el archivo mas importante. Hasta donde yo se. Y digo hasta donde yo se: ESE ARCHIVO ES DE UN VALOR INCALCULABLE. El chufla de Gabriel ha escrito sus memorias…? Otro folletin mas de ese payaso de Gabriel. Gabriel creo que hacia 11 anos que no veia a su madre y cuando se entero que estaba muerta, viajo a Sanlucar de Barrameda y se encontro con su hermana Pilar llorando. NO POR LA MUERTE DE SU MADRE SINO PORQUE SEGUN GABRIEL, SU HERMANA LE DIJO:'' MAMA SE HA CASADO...'' Gabriel saco 1 foto de su madre muerta para observarla y decir que hasta muerta su madre, se reia de sus hijos por eso el nombre de LUISA ISABEL LE VENIA MUY BIEN YA QUE ERA PEGADICO CON EL DE LUCIFER. Pobre payaso de Gabriel y de su vestimenta para llamar la atencion.
Te reteiro las gracias Invitado
Saludos
Assia

Arriba